Taiwán realiza ejercicios militares masivos mientras aumentan las tensiones con China

Puerto de Taipei, Taiwán (CNN) — En escenas simuladas, un enemigo hostil intenta hacerse con el control de una vía fluvial clave cercana a la capital de Taiwán. Atacando desde el mar y el aire, las fuerzas invasoras tienen como objetivo la desembocadura del río Tamsui, en la costa norte de la isla, un estuario estratégico que proporciona acceso directo al centro de Taipei.

En respuesta, los militares taiwaneses despliegan aviones de combate y tanques de defensa autóctonos, mientras que las tropas de tierra detonan explosivos para detener el avance.

Las escenas forman parte de los ejercicios Han Kuang, de una semana de duración, que se celebran en todo Taiwán y sus islas periféricas hasta este viernes. El evento anual se lleva a cabo desde 1984 y en él participan todas las ramas del ejército de Taiwán —incluidas sus fuerzas de reserva— en un esfuerzo por aumentar las capacidades generales de defensa.

Este año, los simulacros cobraron mayor importancia en medio de la creciente preocupación por las intenciones de China hacia Taiwán, una isla autónoma que el gobernante Partido Comunista de Beijing reclama como propia.

ANÁLISIS | Estados Unidos y China están en el filo de la navaja por Taiwán antes de una llamada telefónica entre Xi y Biden

Estas preocupaciones se han agudizado con la invasión de Rusia en Ucrania. Beijing no ha descartado el uso de la fuerza para tomar el control de Taiwán y ha estado ejerciendo una creciente presión militar sobre la isla enviando aviones a su autodeclarada zona de identificación de defensa aérea.

China también reaccionó con dureza a las informaciones de que la presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, está considerando la posibilidad de viajar a Taipei, y advirtió que el ejército chino “defenderá resueltamente la soberanía nacional” si se enfrenta a “fuerzas externas” que fomenten la independencia de Taiwán.

“China exige a EE.UU. que tome medidas concretas para cumplir su compromiso de no apoyar la ‘independencia de Taiwán’ y que no organice la visita de Pelosi a Taiwán”, dijo este martes el portavoz del Ministerio de Defensa chino, Tan Kefei, en respuesta a las preguntas sobre el supuesto viaje de Pelosi a Taipei.

Si EE.UU. insiste en seguir su propio camino, los militares chinos nunca se quedarán de brazos cruzados, y definitivamente tomarán medidas enérgicas para frustrar la interferencia de cualquier fuerza externa y los planes de los separatistas para la “independencia de Taiwán”, y defenderán resueltamente la soberanía nacional y la integridad territorial”, añadió Tan.

Un ejercicio militar de una semana de duración

Los ejercicios Han Kuang son los mayores simulacros anuales de fuego real de este tipo que se realizan en Taiwán, una isla de 24 millones de habitantes gobernada democráticamente.

Este martes, ante la mirada de la presidenta de Taiwán, Tsai Ing-wen, los militares de la isla simularon un ataque a la base naval de Su’ao, un importante puerto militar en el noreste de la isla, en el que sus fuerzas desempeñaron los papeles de agresor y defensor.

Durante dos horas, los aviones Mirage 2000 y F-16 interceptaron los aviones de guerra que invadían desde el este; los helicópteros jugaron al gato y al ratón con los submarinos; y los destructores de misiles guiados dispararon cañones, misiles y torpedos contra una armada imaginaria que se acercaba a la costa.

Los simulacros demuestran “la capacidad y la determinación de nuestros militares en la defensa de nuestro país”, dijo Tsai a las tropas después.

Es probable que el ejército chino sea uno de los que más se interesen por el desarrollo de los ejercicios.

Este lunes, un avión no tripulado de combate y reconocimiento chino voló a través del estrecho de Miyako, en Japón, antes de merodear por el espacio aéreo de la costa oriental de Taiwán, según la ruta de vuelo publicada por el Ministerio de Defensa japonés.

La respuesta de China a una posible visita de Pelosi a Taiwán podría ser “sin precedentes”, pero es improbable un conflicto militar, según expertos

Los simulacros también están diseñados para enseñar a los residentes cómo responder si Taiwán fuera atacado.

Este lunes por la tarde, el tráfico en Taipei se detuvo y los residentes se refugiaron mientras las sirenas antiaéreas sonaban en toda la ciudad. Durante el resto de la semana se realizarán ejercicios similares en todo Taiwán.

El gobierno de la ciudad de Taipei dijo que el propósito de los simulacros de ataque aéreo era enseñar al público la ubicación de los refugios antibombas “en caso de guerra”.

Una amenaza creciente de China

Tanto Estados Unidos como Taiwán han advertido que la isla está sufriendo una creciente presión militar por parte de Beijing.

Esto se refleja en parte en el número de veces que China ha enviado sus aviones militares a la zona de identificación de defensa aérea autodeclarada por Taiwán, incluyendo 56 aviones en un solo día el pasado octubre. En respuesta, Taiwán ha tenido que enviar aviones de combate, emitir avisos por radio y desplegar sistemas de misiles de defensa aérea para controlar las actividades.

El año pasado, el ministro de Defensa de Taiwán, Chiu Kuo-cheng, dijo que China podría ser capaz de organizar una invasión “a gran escala” en 2025, y añadió que las tensiones militares entre ambos lados del estrecho están en su punto “más grave” en los más de 40 años que lleva en el ejército.

Desde entonces, la invasión rusa de Ucrania —y la negativa de China a condenar las acciones de Moscú— han aumentado las especulaciones sobre las intenciones de Beijing.

La semana pasada, el director de la CIA, Bill Burns, dijo que China ha estado estudiando de cerca la invasión rusa de Ucrania para calcular “cómo y cuándo” podría decidir invadir Taiwán. “Yo no subestimaría la determinación del presidente Xi de afirmar el control de China”, dijo Burns.

Estas evaluaciones han puesto el foco en cómo Taiwán podría responder mejor en caso de invasión.

Chang Yan-ting, que fue subcomandante de la fuerza aérea de Taiwán, dijo a CNN que Taiwán necesita aprender de Ucrania para combatir una fuerza invasora mayor y acelerar su desarrollo de capacidades de guerra asimétrica.

Un helicóptero y un submarino participan en los ejercicios militares con fuego real de Taiwán el 26 de julio.

En lugar de centrarse en las armas convencionales, como los tanques, dijo que Taiwán debe desarrollar y comprar nuevos misiles de largo alcance que puedan golpear las instalaciones militares de China en caso de guerra.

“Taiwán se diferencia de Ucrania en que somos una isla y estamos densamente poblados, por lo que sería difícil para los residentes evacuar Taiwán si estalla la guerra”, dijo Chang.

De ahí que los militares taiwaneses deban centrar su estrategia en bloquear el desembarco del Ejército Popular de Liberación (EPL) de China en primer lugar, en lugar de retirarse al interior y arriesgarse a librar batallas en ciudades densamente pobladas.

“Debemos dar prioridad a una estrategia de guerra asimétrica que impida que Taiwán se convierta en una zona de guerra”, dijo. “Podemos hacerlo potenciando urgentemente nuestras capacidades de ataque de largo alcance, de modo que podamos alcanzar objetivos enemigos y eliminar sus fuerzas en la provincia (china) de Fujian si lanzan un ataque, o si intentan cruzar el estrecho de Taiwán”.

“De este modo, podremos proteger al máximo la vida de nuestros ciudadanos de a pie, así como el capital financiero que nuestro pueblo ha construido con tanto esfuerzo en nuestra tierra durante las últimas siete décadas”.

Información adicional de Walid Berrazeg en Taipei

The-CNN-Wire
™ & © 2022 Cable News Network, Inc., a WarnerMedia Company. All rights reserved.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up