Algunos partidarios de Trump creen que está a punto de declarar la ley marcial… y están emocionados

(CNN Business) — En algún momento del lunes, algunos de los últimos convencidos de que el presidente Trump permanecerá en el cargo durante al menos los próximos cuatro años recibieron una señal. Una cuenta de Telegram que se decía falsamente que estaba dirigida por el General John Hyten, subjefe del Estado Mayor Conjunto, les decía que el momento que habían estado esperando, el momento en que Trump finalmente actuaría y usaría al Ejército para aplastar a su enemigos, había llegado.

«Nada puede detener esto», decía la cuenta en un mensaje que había sido visto por al menos 185.000 personas hasta el martes por la mañana. «Ya no pueden esconderse en las sombras», agregó media hora después. Luego, 20 minutos después: «Últimas horas». Continuó así. Alrededor de las 10 am ET, publicó una imagen ominosa de soldados uniformados detrás de una cerca en Washington con la leyenda «Quédense en sus casas».

McConnell, líder republicano, dice que Trump «provocó» la turba en el Capitolio

Para el martes por la tarde, la cuenta tenía casi 220.000 seguidores, probablemente ayudados por el hecho de que se estaba discutiendo y promocionando amplia y activamente en otras plataformas, incluidas Twitter y Facebook. Facebook no respondió de inmediato a solicitudes de comentarios. Después de que CNN preguntó sobre las personas que compartían enlaces y promocionaban el canal de Telegram en su plataforma, Twitter dijo que estaba «tomando medidas sobre las cuentas que lo comparten» y que evitaría que el enlace se tuitee más.

Un portavoz del General Hyten le dijo a CNN el martes por la mañana que la cuenta es «una falsificación absoluta» y agregó que el Pentágono estaba «trabajando activamente» para eliminarla. El martes por la tarde, la cuenta fue etiquetada como «estafa» con el mensaje «Advertencia: muchos usuarios denunciaron esta cuenta como una estafa o cuenta falsa». Desde entonces, la cuenta ha perdido algunos seguidores y muchos de los mensajes se han eliminado. Un portavoz de Telegram le dijo a CNN: «Telegram monitorea los informes y advierte a los usuarios sobre cuentas fraudulentas en casos claros como el que usted señala». Facebook y Twitter no respondieron de inmediato a las solicitudes de comentarios.

La cuenta, que reflejaba en gran medida los viejos tropos de la teoría de la conspiración QAnon, era emblemática de una tendencia mayor. No se ha logrado disuadir a un grupo considerable de personas que creen la mentira de que las elecciones le fueron robadas a Trump y que alguien o algo (los tribunales, las legislaturas estatales, los miembros del Congreso, el vicepresidente Mike Pence) impediría que Joe Biden asumiera el cargo. de esa creencia. En cambio, ahora piensan que lo único que queda es la violencia y la sangre. Están convencidos de que Trump está a punto de instituir la ley marcial y están ansiosos.

La teoría de la conspiración tiene en su raíz lo mismo que inspiró el motín dentro del Capitolio el 6 de enero: la falsa idea de que las elecciones fueron robadas, que la democracia estadounidense está bajo amenaza y que alguien tenía que hacer algo. Entonces, los agitadores se encargaron de ello. Después del motín, grupos similares tenían fe en que podrían atrincherarse y esperar porque Trump y los militares tomarían medidas. Pero dada la forma en que funcionan las teorías de la conspiración en general, y la forma en que han proliferado después de los disturbios, es fácil imaginar que estas teorías se desarrollen de nuevas formas una vez que esté claro que no se producirá tal acción.

Por qué los expertos en extremismo temen que el ataque al Capitolio sea solo el comienzo

Gran parte de la discusión en línea sobre la ley marcial en última instancia se conecta con QAnon, que durante mucho tiempo ha mantenido una promesa y un deseo de sangre. Pero las personas que están discutiendo con entusiasmo la posibilidad de una toma del poder militar pueden no conocer el origen de su obsesión. Y el fenómeno no parece estar confinado a un nicho de Internet.

Durante las últimas dos semanas, CNN ha visto partidarios de Trump adoptando la idea en grandes cantidades y en múltiples plataformas de redes sociales.

En Facebook, un video en el que un hombre advertía a las personas que deberían abastecerse de alimentos antes de que se implementara la ley marcial fue visto más de cinco millones de veces antes de que se verificara y marcara como falso. El video ya no está en Facebook, aunque no está claro quién lo eliminó. CNN se ha puesto en contacto con Facebook en busca de comentarios.

En YouTube, un hombre que antes era más conocido por sus afirmaciones de que tiene una madre alienígena y una hija alienígena de repente se ha convertido en una estrella. Acumuló más de 3,5 millones de visitas con un video en el que afirmaba que Trump había firmado la Ley de Insurrección, una característica destacada de muchas teorías de conspiración sobre la ley marcial. Otro video en el que dijo que hasta un 85% de los miembros del Congreso podrían ser arrestados ha sido visto casi 1,7 millones de veces. Después de la publicación inicial de este artículo, Ivy Choi, una portavoz de YouTube, le dijo a CNN que la compañía había eliminado el último video después de que CNN le preguntó al respecto, diciendo que había «violado nuestra política de integridad sobre las elecciones presidenciales».

En TikTok, miles, si no decenas de miles de personas han estado viendo y reaccionando a docenas de videos vinculados a las teorías de la conspiración. Esos videos varían en tema, todos vinculados a la misma idea falsa de que Trump está a punto de instituir la ley marcial; en algunos, la gente filma con entusiasmo el movimiento de vehículos militares, convencida de que es una señal; en otros, personas repiten las advertencias sobre estar preparadas con comida y agua; un tema popular es que en cualquier momento Trump usará el Sistema de Transmisión de Emergencia para anunciar el comienzo de su movimiento. Rara vez, si acaso, hay alguna señal de vacilación o preocupación por las vidas que podrían perderse.

– Mallory Simon de CNN contribuyó con el reportaje

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up