Con la promesa de paridad de género, Gustavo Petro le apuesta a un Gobierno feminista en Colombia

(CNN Español) — A cuentagotas, el presidente electo de Colombia, Gustavo Petro, ha ido destapando sus cartas para conformar el Gobierno que iniciará el próximo 7 de agosto. Petro, que estará acompañado por Francia Márquez como su vicepresidenta, la primera mujer negra en ocupar este cargo, ha prometido paridad de género en su Gobierno.

La apuesta no es menor, cuando su plan de Gobierno inicia con la promesa de que “el cambio es con las mujeres” y que ellas “ocuparán, al menos, el 50% de todos los cargos públicos en todos los niveles y las ramas del poder, que permitan potenciar la toma de decisiones en favor del cambio”. Además, en un país que por ley pide al menos el 30% de la participación de las mujeres en la política, la apuesta de la paridad de género es bastante ambiciosa.

Muchos sectores han aplaudido las designaciones que se han hecho hasta ahora en algunos Ministerios que serán liderados por mujeres cuya experiencia es coherente con el nombramiento.

Hasta el momento, Petro ha hecho una serie de nombramientos clave para sus ministerios, que serán encabezados por mujeres:

Francia Márquez será no solo la vicepresidenta, sino la primera ministra de la Igualdad y de la Mujer (aunque la creación de ese ministerio es un proceso largo y no está en la agenda inmediata del nuevo Gobierno).
Cecilia López será ministra de Agricultura y Desarrollo Rural. Ya ocupó este cargo a mediados de los 90 durante el Gobierno de Ernesto Samper.
Carolina Corcho Mejía: ministra de Salud y Protección Social.
Susana Muhamad: ministra de Ambiente y Desarrollo Sostenible.
Patricia Ariza: ministra de Cultura.

Otro nombramiento clave es el de Leonor Zalabata Torres, quien será embajadora de Colombia ante la ONU. Zalabata Torres es indígena arahuaca y tiene un largo historial como defensora de los derechos humanos. Por su activismo, Zalabata Torres recibió el premio Anna Lindh que otorga el Partido Socialdemócrata de Suecia, en 2007.

Además, Petro también designó a la abogada e indígena embera Patricia Tobón como directora de la Unidad de Víctimas en su próximo Gobierno.

¿Por qué es importante nombrar a mujeres en cargos de poder?

Feministas consultadas por CNN ponen en relieve en que no solo basta nombrar mujeres en cargos públicos, sino que esa representación debe tener peso y coherencia.

“No es suficiente nombrar mujeres. Se necesita no solo estar representadas, sino incluir una agenda feminista”, dijo a CNN Angela María Robledo, una excongresista y reconocida feminista que fue la fórmula vicepresidencia de Petro en 2018.

Robledo señala que si bien hay expectativa con los nombramientos de ministras del Gobierno de Petro, lo cierto es las designadas hasta el momento tienen una trayectoria política y profesional muy destacada y tienen un “profundo compromiso” con la transformación social de Colombia.

“Este Gobierno apenas va a empezar, pero hay unas trayectorias para los para las feministas: sus biografías son fundamentales y lo que uno ha hecho en tiempos pasados es una expresión de su compromiso con una agenda de mujer”, así como un compromiso con la paz, los derechos humanos y el cumplimiento de la Constitución, aseguró Robledo.

Entre tanto, según Dora Saldarriaga, una concejala de Medellín del Movimiento Estamos Listas —el primer movimiento feminista en ir a elecciones en Colombia— designar mujeres en cargos públicos es un primer paso para “feminizar la política”.

“No tiene que ver solo con el nombramiento, porque digamos que no es solo poner mujer por mujer, sino también un cambio de prioridades de la agenda del Gobierno”, dijo a CNN.

¿Quiénes serán los ministros del Gobierno de Gustavo Petro? Así van los nombramientos de su gabinete

Gustavo Petro durante un debate feminista el 2 de junio en Bogotá, Colombia, antes de ganar las elecciones presidenciales de 2022. (Crédito: DANIEL MUNOZ / AFP)

La paridad de género en el Gobierno de Petro

Juliana Hernández, directora ejecutiva de Artemisas, una ONG feminista de incidencia política, y de la campaña Paridad Ya, que trabaja por la representación de las mujeres en la política, dice que es importante darles voz a las mujeres porque históricamente han sido excluidas del ejercicio del poder. Y al ser el 52% de la población de Colombia, no incluir a estos sectores es “un error enorme en la comprensión de quiénes somos las mujeres para esta sociedad”.

“Es importante incluir la voz de las mujeres porque han estado excluidas (de la sociedad) y están excluida por una razón muy simple: es que nunca hemos tenido condiciones estructurales para estar en la toma de decisión más importantes, que son los que deciden”, agregó Hernández.

Según Saldarriaga, los feminismos en la política no buscan solamente un cambio a favor de la mujer, sino buscan un cambio estructural para garantizar los derechos para todos.

“Tener una agenda feminista no significa decir que solo es para las mujeres, sino para los cambios estructurales en el país, para las mayorías sociales que han estado siempre en las brechas sociales y de género”, dijo Saldarriaga a CNN.

“No son solo de Ministerios, sino (una política) que también es transversal”, agregó Saldarriaga.

Y según Hernández, la paridad política “no solamente se construye poniendo más mujeres en el poder”, sino también escuchando a quienes han trabajado históricamente por la igualdad.

La reforma tributaria de Petro toma forma. Estos son los cambios que se anticipan

Olamendi: América Latina está marcada por la misoginia 1:49

“Sin el feminismo, el Acuerdo Nacional no va”

Hace un par de semanas, decenas de agrupaciones feministas enviaron una carta al presidente electo Gustavo Petro y a su vicepresidenta Francia Márquez pidiendo ser incluidas en el acuerdo nacional, diciendo que “sin las mujeres… y los feminismos el Acuerdo Nacional no va”.

El Acuerdo Nacional de Petro es una alianza de gobernabilidad que invita a partidos de todo el espectro político a generar una gobernabilidad desde el Congreso.

“Los feminismos como fuerza política han llevado a cabo, en este país, una de las revoluciones más importantes en la vida de la nación, ampliando los márgenes de la democracia, el reconocimiento de derechos económicos, sociales, culturales, reproductivos y sexuales, para las mujeres en nuestras diversidades identitarias y sexuales”, dice la carta.

El hecho que hasta el momento no las hayan convocado, es un golpe para las feministas, pues dicen, no se está escuchando a sectores que están trabajando en los territorios en búsqueda de derechos humanos.

“Si tú vas a ver el Acuerdo Nacional, no ha habido un llamado a los sectores feministas ni a los sectores de mujeres”, le dijo a CNN Juliana Hernández, de Paridad Ya.

Según Hernández, lo que buscan es “tener voz y ser reconocidas como parte de una sociedad que ha trabajado en la construcción del acuerdo de paz”.

Grupos de feministas también se han quejado porque dicen han sido excluidas del grupo de empalme de Petro y en cambio han sido incluidas dentro de “sectores poblacionales”, es decir como indígenas, negritudes, palenqueros y no como mujeres, pues las mujeres hacen parte transversalmente de todos estos grupos: “Ahí, de entrada, hay un error enorme en la comprensión de quiénes somos las mujeres para esta sociedad”, dijo Hernández sobre la falta de representatividad en el grupo de empalme de Petro.

CNN se comunicó con el grupo de empalme de Petro para obtener un comentario sobre la falta de mujeres en el equipo. Su respuesta fue que no están al tanto de dicha denuncia. No hicieron más comentarios.

Las mujeres como líderes en la recuperación del tejido social

Colombia es un país en el que las mujeres han tenido el mayor peso de la guerra. En el capítulo sobre mujeres y conflicto, el Informe de la Comisión de la Verdad, publicado en junio de 2022, establece que el conflicto afectó a las mujeres de “formas diferenciadas”. En el informe, la Comisión estableció que, en un país donde la guerra “era más que un refuerzo del patriarcado”, las mujeres “se hicieron sujetos políticos y agentes de transformación”.

El presidente electo de Colombia, Gustavo Petro (derecha), abraza al presidente de la Comisión de la Verdad de Colombia, Francisco de Roux, durante la presentación de su informe final sobre el conflicto armado colombiano de décadas, en el teatro Jorge Eliécer Gaitán de Bogotá, el 28 de junio de 2022. (Foto de Daniel MUNOZ / AFP) (Foto de DANIEL MUNOZ/AFP vía Getty Images)

El informe” deja claro el lugar que se han ganado las mujeres organizadas en la tarea de un cambio necesario del país y la cultura colombianos. Las mujeres son fundamentales en la reconstrucción del tejido social; nunca se han rendido y han sido capaces de recomenzar, de recuperar la vida social, a pesar de todo y contra todo”, dice el reporte.

Y por eso, dicen las feministas, esperan que el Gobierno de Petro cumpla su promesa de paridad de género, una administración liderada por mujeres podría ser el comienzo del cambio que requiere el país.

“Han sido las mujeres las que llevaron la carga de la guerra, las que están buscando a sus hijos desaparecidos, las que fueron y denunciaron. Lo que ocurrió con los falsos positivos han sido fundamentalmente las mujeres. Por eso yo digo que llegó el tiempo de un gobierno feminista para el 100, para el 99% de Colombia”, dijo Ángela María Robledo a CNN.

Ahí la importancia de un Gobierno formado por mujeres capacitadas para sus cargos, dice Robledo. Pues gran parte de la resiliencia que ha recompuesto el tejido social de un país en guerra, ha sido liderado por las mujeres.

“En Colombia ha habido un poder femenino inconmensurable que es el que ha sostenido la vida en Colombia y ya es tiempo de que el Gobierno pague una histórica con las mujeres”, asegura Robledo.

“Yo creo que ha llegado el tiempo del feminismo, y no solo para las mujeres, sino para Colombia”, puntualiza.

The-CNN-Wire
™ & © 2022 Cable News Network, Inc., a WarnerMedia Company. All rights reserved.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up