Boeing revela un nuevo problema con el 787 Dreamliner

(CNN) — Los problemas de Boeing no desaparecen ni siquiera cuando tiene su mejor mes en años.

Boeing reveló el martes un nuevo problema con el avión de fuselaje ancho 787 Dreamliner, que ha sido afectado por problemas desde agosto.

La compañía dijo que algunos de los componentes del fuselaje de los aviones no se unieron para cumplir con las normas precisas y hay preguntas sobre el proceso de verificación para asegurarse de que cumplen con las normas.

Los lugares donde se unen las partes del avión deben cumplir normas específicas de hasta una pequeña fracción de pulgada. Hay dudas sobre el proceso de inspección utilizado para comprobar ese trabajo.

La compañía dijo que ha estado trabajando con la Administración Federal de Aviación (FAA por sus siglas en inglés) en el problema y ha identificado una manera de arreglar los 787 que aún no se entregan a los clientes. Boeing dijo que los aviones 787 que ya están en servicio no necesitan ser puestos en tierra.

FAA dice que estos aviones de Boeing no representan una amenaza inmediata

La FAA estuvo de acuerdo, diciendo que es consciente de un problema de calidad de fabricación y que “no representa una amenaza inmediata para la seguridad de los vuelos”.

“Basándose en los datos, la FAA determinará si deben realizarse modificaciones similares en los 787 que ya están en servicio comercial”, dijo la Administración Federal de Aviación en un comunicado.

Los nuevos aviones supersónicos de Boom quieren triunfar donde el Concorde fracasó

Se arreglarán los aviones que todavía no se entregan

Boeing arreglará los aviones que aún no se entregan y los inspeccionará antes de su entrega. La compañía señaló que ese proceso llevará unas semanas.

“Seguiremos tomándonos el tiempo necesario para garantizar que los aviones de Boeing cumplan con la máxima calidad antes de su entrega”, dijo la empresa en un comunicado.

La compañía tiene unos 100 Dreamliners sin entregar. En abril dijo que esperaba entregar la mayoría de esos aviones durante 2021. Sin embargo, Boeing dijo este martes que no alcanzará ese objetivo debido a los problemas del 787.

La empresa detuvo temporalmente las entregas del 787 el pasado mes de agosto y recomendó que un grupo de aviones quedara temporalmente en tierra para ser inspeccionados. Desde entonces, esos aviones volvieron a estar en servicio. Boeing también reanudó las entregas de los aviones en marzo.

Fuertes pedidos y entregas

Este hecho eclipsó las cifras de pedidos y entregas muy sólidas de Boeing durante el mes pasado.

El fabricante de aviones informó este martes que junio fue su mejor mes para nuevos pedidos desde 2018, gracias a un pedido de 200 aviones 737 Max realizado por United Airlines durante el mes.

Y reportó el mejor mes para las entregas desde marzo de 2019, cuando un accidente fatal del 737 Max llevó a la inmovilización por 20 meses de ese avión y a la detención de las entregas.

Boeing dijo que entregó 45 aviones el mes pasado. Eso es importante para las finanzas de la compañía, porque obtiene la mayor parte del efectivo de la venta de un avión en el momento de la entrega.

Por tanto, en junio entregó 33 aviones 737 Max, 2 versiones militares del 737 y 10 aviones de fuselaje ancho. Pero solo uno fue un 787, para Turkish Airlines. La mayoría del resto de los aviones de fuselaje ancho eran aviones de carga o aviones militares, lo que indica la fragilidad de la categoría de fuselaje ancho en el mercado.

El gran pedido de United del 737 Max supuso un importante voto de confianza para el avión y la esperada recuperación de la demanda del transporte aéreo. Pero esos pedidos fueron los únicos de aviones de pasajeros que Boeing hizo en junio. Los otros 19 aviones encargados eran aviones de carga que compró FedEx.

United Airlines ordena 270 jets en su mayor compra de aviones hasta la fecha

Problemas continuos

Pero los retrasos en las entregas y la producción más lenta de lo previsto para el 787, que se anunció este martes, serán costosos para la empresa, que registró casi US$ 20.000 millones de pérdidas operativas en los últimos ocho trimestres.

Se prevé que Boeing obtenga finalmente ganancias en el segundo trimestre recién concluido. Si bien es posible que vuelva a ser rentable, la noticia de este martes deja claro que los problemas de calidad que la persiguen desde la paralización del 737 Max continúan. Las acciones de Boeing cayeron un 2% en las operaciones previas a la apertura del mercado.

El Dreamliner es un avión líder en el segmento de aviones de fuselaje ancho, en el que Boeing domina a su rival Airbus. Fabricado con un material compuesto que pesa menos que el aluminio, el avión es extremadamente eficiente en cuanto al consumo de combustible. Aunque estuvo brevemente en tierra en 2013 tras algunos incendios en su batería de litio, el avión ha tenido pocos problemas conocidos desde entonces.

El avión se utiliza principalmente en las rutas internacionales más largas, que se han visto muy mermadas por la pandemia de covid-19. Los ejecutivos de las aerolíneas y de Boeing dijeron que se espera que los viajes aéreos internacionales sean la última parte de la industria del transporte aéreo en recuperarse por completo.

The-CNN-Wire
™ & © 2021 Cable News Network, Inc., a WarnerMedia Company. All rights reserved.

This content was republished with permission from CNN.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up