¿Será un adiós? Los compañeros de Messi hicieron fila para tomarse fotos con él tras ganar la Copa del Rey

(CNN) — Un grupo de personas se organizó y esperó pacientemente para tomarse fotos con Lionel Messi, pero estos no eran fanáticos, eran los compañeros del argentino en el FC Barcelona.

Uno a uno, los integrantes de la plantilla se turnaron para posar junto a Messi y el trofeo de la Copa del Rey, que el Barcelona acababa de ganar al vencer 4-0 al Athletic de Bilbao en la final del sábado.

Messi, como era de esperar, se robó el show. Si bien este partido fue quizás la actuación más destacada con la camiseta del Barcelona para el joven Frenkie de Jong –que por primera vez se parece realmente a la estrella que el Barcelona compró al Ajax en 2019–, fue el tercer gol del Barcelona, ​​el primero de Messi, por el que este juego será recordado.

Copa del Rey: el FC Barcelona aplasta al Athletic Club de Bilbao por 4-0 y gana el título 31

Comenzando bien dentro de su propia mitad, Messi intercambió pases con Sergiño Dest, antes de avanzar y hacer lo mismo con De Jong más arriba en el campo.

El pase de regreso de De Jong encontró a Messi dentro del área de penalti y el argentino saltó entre dos defensas de Bilbao y con frialdad metió el balón en la esquina inferior.

Quand les jeunes du Barça souhaitent immortaliser la victoire avec Messi 😄📸#lequipeFOOT #AthleticBarca pic.twitter.com/quC8BKDmao
— la chaine L’Équipe (@lachainelequipe) April 17, 2021

Es el tipo de genio que los fanáticos se han acostumbrado a ver con el No. 10 y trajo recuerdos del primer gol en la final de la Copa de Rey 2015, también contra Bilbao, considerado uno de los más geniales de Messi.

Los rivales del sábado seguramente deben estar hartos de ver al Barcelona y su capitán. Desde que el Bilbao ganó por última vez un gran trofeo en 1984, el club ha perdido seis finales de la Copa del Rey. Cuatro de esas derrotas han sido ante el Barcelona y Messi ha marcado en cada una de ellas.

Para colmo, con esta derrota, el Bilbao ha perdido ya dos finales de Copa del Rey en el espacio de dos semanas. La final de la competición 2020 se había pospuesto por la pandemia de coronavirus y sólo se había disputado hace quince días, con el Bilbao perdiendo 1-0 ante la Real Sociedad.

Los jugadores del FC Barcelona celebran el título 31 de la Copa del Rey

Este fue el trofeo número 35 de Messi con el Barcelona, ​​pero también puede ser el último. Antes de que comenzara la temporada, Messi hizo público que había querido irse del Barcelona «todo el año» y queda por ver si el reciente resurgimiento del equipo le ha hecho cambiar de opinión.

La victoria del sábado fue el primer trofeo para el entrenador Ronald Koeman, quien aceptó el puesto en el verano, y fue una justa recompensa por las mejoras constantes e incrementales que este equipo ha logrado bajo su dirección en la cancha esta temporada.

Esas mejoras han visto al Barcelona cerrar la brecha con el líder de LaLiga, el Atlético de Madrid, a solo un punto, con el Real Madrid solo otro punto más atrás, lo que significa que Koeman y Messi tienen una oportunidad más realista de ganar un trofeo antes del final de la temporada.

Pero el éxito en España puede que ya no sea suficiente para saciar el apetito de un jugador que no ha ganado la Liga de Campeones desde 2015 y la paliza global de 5-2 de esta temporada a manos del Paris Saint-Germain demostró una vez más lo lejos que está el Barcelona de la élite de Europa.

Tanto si se trataba de un adiós como si no, era evidente para todos ver cuánto significaba este título para Lionel Messi, el primero del FC Barcelona desde 2019. Había pura y genuina alegría en su rostro mientras levantaba el trofeo.

«Es muy especial ser capitán de este equipo en el que he pasado toda mi vida», dijo Messi tras el partido. «Y muy especial poder levantar la copa».

Emotivas palabras de Messi tras levantar la Copa del Rey 0:38

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up