España reabre zonas de su espacio aéreo que habían sido cerradas por posible caída de parte de un cohete de China

(CNN) — España reabrió este viernes las zonas de su espacio aéreo que habían sido cerradas ante la posible caída de un cohete espacial chino.

El Centro de Emergencias de Cataluña dijo en Twitter que el Centro Nacional de Emergencias le había informado que se levantan todas las restricciones en el espacio aéreo asociadas al paso del objeto espacial CZ-5B.

Más temprano, Controladores Aéreos de España había informado que, debido a la posible caída de una parte de un cohete chino en el país europeo, se cerraba el espacio aéreo en los aeropuertos de Cataluña, así como de las Islas Baleares, Aragón y Navarra.

Estaba previsto que el cierre del espacio aéreo durara al menos una hora mientras la parte del cohete chino pasa por la órbita cerca de estas zonas de España.

De acuerdo con un boletín de la Agencia de Seguridad Aérea de la Unión Europea, se alertaba sobre la posible reentrada a la atmósfera terrestre de parte del cohete espacial Long March 5B (CZ-5B), lanzado el 31 de octubre de 2022.

Un cohete Long March 5B, que transporta el módulo científico Mengtian de China, el módulo final de la estación espacial Tiangong, despega del Centro de Lanzamiento Espacial Wenchang en la provincia de Hainan, en el sur de China, el 31 de octubre de 2022. (Foto de -/CNS/AFP vía Getty Images)

La agencia dijo que el objeto tiene una masa estimada de entre 17 y 23 toneladas, “lo que lo hace una de las más grandes piezas de escombros que reingresan a la atmósfera en años recientes”.

El año pasado, un cohete chino que estaba fuera de control cayó fuera de órbita a finales de mayo, según la agencia espacial de China.

La mayor parte del cohete fue “destruido” al reingresar a la atmósfera, indicó la agencia espacial.

Aquel cohete, que medía unos 30 metros de alto y pesaba casi 22 toneladas, puso en órbita una pieza de una nueva estación espacial china el 29 de abril de 2021. Después de que se agotó el combustible, el cohete se dejó caer sin control por el espacio hasta que la gravedad de la Tierra lo arrastró de vuelta al suelo.

Generalmente, la comunidad espacial internacional intenta evitar tales escenarios. La mayoría de los cohetes que se utilizan para elevar satélites y otros objetos al espacio realizan reentradas más controladas que apuntan al océano, o quedan en las llamadas órbitas de “cementerio” que los mantienen en el espacio durante décadas o siglos.

Pero el cohete Long March está diseñado de una manera que “deja grandes piezas en órbita baja”, dijo entonces Jonathan McDowell, astrofísico del Centro de Astrofísica de la Universidad de Harvard.

Con información de Jackie Wattles y Paul LeBlanc

Noticia en desarrollo

The-CNN-Wire
™ & © 2022 Cable News Network, Inc., a Warner Bros. Discovery Company. All rights reserved.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up