ANÁLISIS | Xi Jinping se volvió simplemente intocable. Y los inversionistas están asustados por el futuro de la economía de China

(CNN Business) — Cuando el líder de China, Xi Jinping, aseguró un tercer mandato histórico en el poder este fin de semana y llenó a su equipo principal con personas leales a él, en una limpieza completa que no se había visto desde la era de Mao, los inversionistas se apresuraron a emitir sus opiniones.

Las acciones chinas que cotizan en Hong Kong y Nueva York se desplomaron este lunes, y el yuan alcanzó su nivel más bajo frente al dólar estadounidense en casi 15 años un día después. En los mercados extraterritoriales, la moneda china se negoció en su punto más débil desde que el proveedor de datos Refinitiv comenzó a llevar registros en 2010.

El yuan se debilita a su mínimo en 14 años, ¿por qué? 8:05

La preferencia de Xi por la lealtad personal sobre la competencia tecnocrática es un mal augurio para el panorama económico ya sombrío de China, dijeron analistas. Reemplazar a funcionarios económicos experimentados con personas con mucha menos experiencia también indica una política más ideológica que podría afectar aún más el crecimiento del sector privado y empeorar los lazos de Beijing con Estados Unidos, agregaron.

“El mercado está claramente decepcionado por el nuevo Comité Permanente del Politburó de siete miembros que está lleno de aliados de Xi”, dijo Lilian Co, quien administra el Fondo Estratégico China Panda en Eric Sturdza Investments.

“Dado que la ideología de Xi no ha sido favorable al mercado en los últimos años, un equipo de liderazgo leal a Xi no significa ningún cambio en la dirección de la política mientras él esté en el poder”, afirmó.

Xi Jinping ingresa al tercer mandato como el líder más poderoso de China en décadas y rodeado de leales

Los siete nuevos miembros del Comité Permanente del Politburó del Partido Comunista asisten a una reunión con periodistas chinos y extranjeros el 23 de octubre en Beijing. (Crédito: Lintao Zhang/Getty Images)

El yuan se recuperó levemente este miércoles y las acciones también subieron modestamente, luego de declaraciones coordinadas este martes por la noche del Banco Central de China y varios reguladores financieros de que mantendrían la estabilidad de la moneda, los mercados chinos y el sistema financiero. Pero hubo pocas señales de entusiasmo en los mercados.

En el nuevo equipo de liderazgo faltan altos funcionarios que han respaldado las reformas del mercado y la apertura de la economía. Los que fueron apartados incluyeron al primer ministro Li Keqiang, al viceprimer ministro Liu He y al gobernador del banco central, Yi Gang.

Los inversores temen que el control cada vez más estricto del poder por parte de Xi signifique la continuación de políticas como la estrategia de cero covid y la represión del sector privado que ya han causado graves daños a la segunda economía más grande del mundo.

A los analistas también les preocupa que la eliminación de los reformistas del liderazgo del Partido Comunista signifique que nadie se atreverá a decirle a Xi que está equivocado si su agenda política falla.

“El hecho de que Xi rompiera con una larga tradición de tener miembros de ambas alas del partido representados en el comité político más alto de China sienta las bases para un estilo de liderazgo que prioriza las lealtades personales sobre la competencia y el discurso productivo”, dijo Sonja Opper, profesora de la Universidad Bocconi en Italia y experta en economía china.

“En efecto, Xi Jinping establece una cámara de resonancia en torno a sus propias ideas”, dijo. “El riesgo es que el liderazgo de China se aísle y pierda de vista formas alternativas, posiblemente mejores, de abordar los muchos desafíos que enfrenta el país”.

Los confinamientos frecuentes por covid han obstaculizado el gasto de los consumidores, interrumpido las cadenas de suministro y causado pérdidas masivas de empleos. El otrora vibrante sector privado del país se está asfixiando bajo la campaña de “prosperidad común” de Xi. Una caída inmobiliaria persistente y una economía global debilitada han agravado los problemas.

El Banco Mundial recortó recientemente su pronóstico de crecimiento de China al 2,8% en 2022, la primera vez que proyectó que la economía china se quedaría atrás del resto de Asia desde 1990. El objetivo oficial de Beijing es un crecimiento del 5,5 % para este año.

ANÁLISIS | El líder de China, Xi Jinping, es más poderoso que nunca. ¿Qué significa para el mundo?

Covid-19: Ciudad China donde se fabrican iPhones cierra 0:42

Los analistas dicen que si Xi cierra la puerta a la liberalización del mercado, las políticas podrían estar cada vez más impulsadas por la ideología, lo que dañaría aún más a la industria privada y empeoraría las tensiones entre Estados Unidos y China.

“La visión de Xi es nada menos que un nuevo orden económico imbuido de ideología”, dijo Craig Singleton, miembro principal de China en la Fundación para la Defensa de las Democracias, un grupo de expertos con sede en Washington.

La extensión de su mandato simplemente bloquea la orientación económica actual de China, que es “descaradamente hostil” a las fuerzas del libre mercado, dijo.

El anuncio de Xi la semana pasada de que la definición de seguridad nacional de China debe ampliarse para incluir al menos 16 áreas diferentes, incluidas las militares, territoriales, tecnológicas, económicas, alimentarias, energéticas, de recursos y cadenas de suministro, complicará aún más las cosas.

“Estos problemas económicos atraviesan facetas clave de la relación entre Estados Unidos y China, lo que significa que el deterioro de los lazos no se limitará a los puntos de división tradicionales, como Taiwán o el Mar de China Meridional”, agregó Singleton.

Entra Li Qiang, sale Li Keqiang

Los cambios de personal cercano a Xi también han sido notables.

Li Qiang, el jefe del partido de Shanghái que presidió el caótico cierre de la ciudad durante dos meses, es ahora el segundo funcionario del partido de mayor rango después de Xi. Eso lo coloca en línea para suceder al primer ministro Li Keqiang cuando renuncie en marzo. Se enfrentará a la tarea de gestionar la economía de casi US$ 18 billones.

Li, de 63 años, sería el primer primer ministro desde la era de Mao que no ha trabajado previamente en el Consejo de Estado —el gabinete de China— como viceprimer ministro, señalaron los analistas.

“Li no tiene ninguna experiencia en el gobierno central”, dijo Julian Evans-Pritchard, economista senior de China en Capital Economics. “Y su historial a nivel local no es perfecto: arruinó la respuesta inicial de Shanghái a la ola de [la variante] ómicron a principios de este año”.

Su nombramiento por encima de candidatos más calificados es un claro ejemplo de que “la promoción oficial se ha vuelto menos meritocrática bajo Xi”, y la lealtad y los lazos personales tienen cada vez más prioridad sobre las credenciales burocráticas, agregó.

Sale Liu He, entra He Lifeng

Igual de dignos de mención son los que fueron apartados.

Liu He, quien lideró las negociaciones con Estados Unidos durante la guerra comercial en 2018 y 2019, perdió su asiento en el Comité Central de 205 miembros del partido.

“[Su] salida significa la pérdida de uno de los pocos economistas de China educados en el extranjero y con mentalidad reformista en una posición de liderazgo superior”, dijo también Evans-Pritchard.

Liu fue visto por muchos como “un puente entre Oriente y Occidente, y alguien que entendió el valor del mercado y el sector privado”, dijo Singleton.

El hombre designado para reemplazar a Liu como viceprimer ministro para asuntos económicos es He Lifeng, jefe de la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma y una nueva cara en el Politburó de 24 miembros. La NDRC es el principal planificador económico de China, responsable de redactar los planes económicos del país y supervisar los principales proyectos de inversión estatales.

“Aunque He Lifeng es un economista con formación académica, al igual que Liu He, su historial sugiere que es probable que favorezca un enfoque más estatista de la gestión económica”, dijo Evans-Pritchard.

De Mao a Xi Jinping: la historia de los presidentes de China 4:01

¿Está Xi Jinping exacerbando los problemas de China?

Queda por ver quiénes ocuparán los principales puestos económicos hasta que se hagan los anuncios oficiales en marzo. Pero dada la forma en que se ha desarrollado la reorganización del liderazgo hasta ahora, a los analistas les preocupa que se elijan personas leales pero menos competentes.

“La calidad de la formulación de políticas se ha visto afectada en los últimos años, ya que los funcionarios se han centrado cada vez más en muestras de lealtad y menos en el buen gobierno y el desempeño económico”, dijo Evans-Pritchard.

“Esta tendencia puede empeorar aún más ahora que Xi se ha rodeado de hombres del ‘sí’”, agregó.

La consolidación del poder de Xi hace que se corra el riesgo de socavar la productividad y el crecimiento, en lugar de impulsarlos como esperaba.

“Ahora que Xi cierra la puerta a la liberalización del mercado, es posible que las empresas estadounidenses y, en particular, las empresas de servicios financieros estadounidenses deban reconsiderar las inversiones actuales y futuras en China, lo que solo podría exacerbar aún más los muchos desafíos económicos serios que enfrenta el país”, dijo Singleton.

The-CNN-Wire
™ & © 2022 Cable News Network, Inc., a Warner Bros. Discovery Company. All rights reserved.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up