ANÁLISIS | ¿Qué piensan los indios del ascenso de Rishi Sunak? Al igual que las relaciones entre el Reino Unido y la India, es complicado

(CNN) — Cuando Rishi Sunak hizo historia esta semana al convertirse en el primer primer ministro del Reino Unido de ascendencia india, muchos en la nación del sur de Asia se apresuraron a felicitar al nuevo líder, y algunos en los medios de comunicación incluso lo reclamaron como propio.

La India formaba parte de un imperio británico que se extendía por todo el mundo y del que a menudo se decía que nunca se pondría el sol. Pero 75 años después del fin del Raj británico, muchos comentaristas indios señalaron alegremente cómo han cambiado los tiempos.

“El hijo de la India se levanta sobre el imperio. La historia cierra el círculo en Gran Bretaña”, decía un titular de NDTV.

Sunak advierte en su primer discurso sobre la “profunda crisis económica” en el Reino Unido

“De la era del Imperio al Rishi Raj, Sunak se convierte en el número 10”, decía The Times Of India.

“La India estuvo [una vez] bajo el gobierno de Gran Bretaña. Ahora, un hombre de origen indio se ha convertido en el primer ministro de Inglaterra”, dijo un presentador de Zee News.

Otros fueron más contundentes sobre lo que consideraban el simbolismo del nombramiento de Sunak, cuya noticia surgió en Diwali, la fiesta hindú de las luces.

“Otro regalo de Diwali para el país. Un Rishi de origen indio para gobernar a los blancos”, dijo el mayor periódico en hindi de la India, Dainik Bhaskar, con una tirada de casi 5 millones de ejemplares.

Intercambio de lugares

Para algunos, el nombramiento de Sunak no es más que el último de una serie de acontecimientos que ponen de manifiesto el contraste entre las fortunas de una India en ascenso y los recientes problemas económicos de Gran Bretaña, su antiguo gobernante colonial.

Tras la salida de Gran Bretaña de la Unión Europea, Londres ha mirado repetidamente a su antigua colonia en busca de un acuerdo de libre comercio y ha concedido más visados a los ciudadanos indios que a cualquier otro país.

Y ahora, apenas unas semanas después de que el Reino Unido cediera a la India su título de quinta economía mundial, es el exministro de Finanzas Sunak a quien Londres recurre con la esperanza de reparar la carnicería económica provocada por las políticas de su efímera predecesora, Liz Truss, que agitaron los mercados y hundieron la libra.

Sunak llega al poder en el Reino Unido, aún con crisis política y económica 3:42

Teniendo en cuenta la actuación de Gran Bretaña durante el periodo colonial —cuando los indios fueron excluidos de los puestos más altos de su propio país y se les prohibió el acceso a muchas instituciones—, quizá no sea sorprendente que haya un sentimiento de Schadenfreude.

Pero los expertos dicen que sería un error sugerir que ésta es la única emoción en la India. Muchos en esta nación de 1.300 millones de habitantes ven el momento como una razón para celebrar el progreso en ambos países, y esperan que Sunak pueda actuar como puente entre India y Gran Bretaña marcando el comienzo de una nueva era de lazos.

Así lo sugirió el primer ministro de la India, Narendra Modi, en un tuit en el que celebraba el nombramiento de Sunak.

“Deseos especiales de Diwali al ‘puente viviente’ de los indios del Reino Unido, mientras transformamos nuestros lazos históricos en una asociación moderna”, tuiteó este lunes el líder de la India.

Otros ven el triunfo de Sunak como un reflejo del creciente papel en la política británica de los descendientes del sur de Asia.

“Durante mucho tiempo se preguntó si Gran Bretaña estaba preparada para que Sunak fuera primer ministro”, dijo Harsh V. Pant, vicepresidente de estudios y política exterior de la Fundación de Investigación Observer, con sede en Nueva Delhi.

“Y el hecho de que lo sea ahora, es un enorme tributo a la democracia británica y al papel que la diáspora surasiática ha desempeñado en la política británica”.

Avanzar en las relaciones

La relación entre el Reino Unido e India es complicada, dada la historia de desigualdad y explotación durante la época colonial.

“Algunas personas siguen perplejas sobre por qué importa la raza de Rishi Sunak. Importa por el contexto imperial”, tuiteó Sathnam Sanghera, autor de “Empireland: How Imperialism Has Shaped Modern Britain” (Cómo el imperialismo ha dado forma a la Gran Bretaña moderna).

Muchos indios no han olvidado el caos que siguió a la independencia del país en 1947 y su posterior y sangrienta partición, durante la cual murieron entre 500.000 y 2 millones de personas y se calcula que 15 millones quedaron desarraigadas.

Pant dijo que hasta hace relativamente poco tiempo habría sido “inimaginable” que una persona de origen indio gobernara Gran Bretaña, pero el nombramiento de Sunak fue la última prueba de que la relación actual tiene “mucho más que ver con el siglo XXI que con el pasado. Y eso ha permitido que ambos la lleven adelante de una manera mucho más productiva”.

El entonces canciller de Finanzas Rishi Sunak enciende una vela por Diwali en Downing Street el 12 de noviembre de 2020 en Londres.

Las consideraciones económicas están en el centro de esta relación más moderna, con Londres mirando cada vez más a la India y a su economía de US$ 3 billones en busca de oportunidades en la era post-Brexit.

Gran Bretaña sigue siendo uno de los mayores inversores en la India, con empresas británicas que emplean a cerca de 800.000 personas en el país, según un informe de 2017, y los políticos de ambos países esperan que los lazos económicos crezcan bajo Sunak.

Uno de los mayores premios que se ofrecen es un esperado acuerdo de libre comercio, cuyo objetivo es triplicar el comercio bilateral, pasando de US$ 31.000 millones a US$ 100.000 millones en 2030.

Cuando el entonces primer ministro Boris Johnson visitó India en abril, los dos líderes acordaron firmar ese acuerdo antes de Diwali. Ese plazo no se cumplió, pero hay esperanzas renovadas de que el acuerdo pueda resucitar bajo el mandato de Sunak.

“El hecho de que Sunak firme el acuerdo será un marcador importante”, dijo Pant. “Y es un punto de referencia importante para saber hasta dónde están dispuestas a llegar las relaciones entre India y Reino Unido”.

Joven, millonario, hindú y de ascendencia india: así es Rishi Sunak, el nuevo primer ministro del Reino Unido

Lo que significa para los indios en la India, y en el Reino Unido

Mientras que la cara de Sunak ha aparecido en los periódicos y televisiones de la India, el estado de ánimo sobre el terreno ha sido más difícil de juzgar. Las calles de Delhi han estado tranquilas mientras los indios celebraban el Diwali, la festividad más importante del calendario para los hindúes, que constituyen alrededor del 80% de la población del país.

“Es bueno ver a alguien cuya familia es originaria de la India ocupar el primer puesto y además en Diwali, lo que es como una bendición”, dijo Rajesh, un químico de la capital india. “Pero no significa que las cosas entre India y el Reino Unido vayan a mejorar automáticamente”.

Para algunos, su nombramiento es poco más que una noticia extranjera.

Arjun, comerciante, dijo que el nombramiento de Sunak “no supuso ninguna diferencia” para los indios. “Sí, es indio, pero sigue siendo de allí”, dijo.

Otros dicen que la importancia del nombramiento de Sunak es que subraya el éxito de la diáspora india, sobre todo en el Reino Unido, donde alrededor del 7% de la población es de origen sudasiático, según un censo de 2011.

La ministra del Interior británica, Suella Braverman, también tiene raíces indias, mientras que el alcalde de Londres, Sadiq Khan, nació en una familia pakistaní de clase trabajadora.

Los padres de Sunak llegaron a Gran Bretaña desde África Oriental en la década de 1960. Su padre era médico y su madre regentaba una farmacia en el sur de Inglaterra, algo que, según Sunak, le hizo sentir su deseo de servir al público.

“Indio-británico es lo que marco en el censo, tenemos una categoría para ello. Soy completamente británico, este es mi hogar y mi país, pero mi herencia religiosa y cultural es india, mi mujer es india. Estoy abierto a ser hindú”, dijo Sunak en una entrevista con Business Standard en 2015.

Cuando prestó su juramento parlamentario en 2019, Sunak aferró el Bhagavad Gita, el libro sagrado hindú. Hizo historia un año después cuando encendió velas de Diwali frente al 11 de Downing Street, la residencia oficial de la canciller del Reino Unido.

Ahora está en la cúspide del poder, y eso, según los analistas, es el epítome del éxito de la diáspora.

Pant, de la Observer Research Foundation, dijo que el nombramiento de Sunak simboliza cómo las personas de ascendencia sudasiática han “atravesado los partidos políticos en el Reino Unido”, y añadió que Sunak “marcará la trayectoria política” de Gran Bretaña.

“Creo que hay un cierto nivel de comodidad que la gente de la diáspora india tiene en estas democracias”, dijo Pant. “Y eso refleja el mayor éxito de la India a nivel mundial”.

Manveena Suri, Ivana Kottasová y Luke McGee, de CNN, contribuyeron con sus informes.

The-CNN-Wire
™ & © 2022 Cable News Network, Inc., a Warner Bros. Discovery Company. All rights reserved.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up