Los médicos instan a buscar casos de viruela del mono más allá de los hombres que tienen sexo con otros hombres

(CNN) — Un hombre acudió a una clínica de urgencias en Nueva York con bultos rojos en la piel en una zona donde tenía bastante pelo.

El médico de la clínica diagnosticó los bultos como foliculitis, una infección de los folículos pilosos. El médico le recetó antibióticos y envió al hombre, de unos 30 años, a su casa. En casa, siguió ayudando a su mujer con sus cinco hijos, uno de los cuales es un recién nacido.

A pesar de los antibióticos, las protuberancias se extendieron más allá de las primeras pústulas en la ingle a las palmas de las manos, los brazos, las piernas y la cara.

Unos cuatro días después de su primera visita al médico, tuvo fiebre y volvió a la clínica de urgencias para que le hicieran un segundo examen. El médico de la clínica consultó con el Dr. Daniel Griffin, especialista en enfermedades infecciosas del Centro Médico de la Universidad de Columbia, quien aconsejó que se hicieran pruebas para detectar la viruela del mono.

Unos días más tarde, la prueba resultó positiva.

“No parecía que fuera a saltar ninguna alarma, y creo que parte de ello era que se trataba de un hombre felizmente casado, que trabaja en una oficina. No tenía ningún factor de riesgo que pudiera preocupar a alguien, lo cual es lamentable”, dijo Griffin, que ahora está tratando al hombre y obtuvo permiso para compartir su historia. El hombre se negó a ser entrevistado.

La viruela del mono avanza más rápido que los datos sobre esta enfermedad, lo que dificulta los esfuerzos de mitigación

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés) afirman que el 99% de la transmisión de la viruela del mono se produce entre hombres que tienen relaciones sexuales con otros hombres, y no hay duda de que ésta sigue siendo una comunidad muy afectada. Sin embargo, algunos expertos en enfermedades infecciosas consideran que el hecho de centrarse en esta población puede llevar a los médicos a descartar los signos de viruela del mono en otras personas.

La viruela del mono no es una enfermedad de transmisión sexual, pero puede propagarse a través del tipo de contacto estrecho que se produce en las relaciones sexuales y otras situaciones íntimas. En Estados Unidos y otros países, se ha disparado entre los hombres homosexuales y bisexuales sexualmente activos.

En una sesión informativa celebrada el viernes, los responsables de salud pública subrayaron que se han diagnosticado pocos casos en personas ajenas a la comunidad de hombres que tienen relaciones sexuales con hombres, e incluso los casos externos han sido relacionados o adyacentes. Por ejemplo, se cree que los dos primeros niños diagnosticados recientemente con viruela del mono en EE.UU. contrajeron la infección por contagio doméstico.

Por otra parte, en un llamamiento el sábado para educar a los médicos sobre la viruela del mono, el Dr. John Brooks, jefe médico de la respuesta a la viruela del mono de los CDC, dijo que se había producido un caso de viruela del mono en una mujer embarazada en Estados Unidos. La viruela del mono puede atravesar la placenta durante el embarazo e infectar a los bebés en el útero. Brooks dijo que la mujer había dado a luz a su bebé y el niño no parece haber sido infectado. El bebé recibió anticuerpos protectores, llamados inmunoglobulina, como precaución, y tanto la madre como el bebé se encuentran bien, dijo.

Pero esto no representa la mayoría de los casos.

Viruela del mono vs. covid-19: cómo se comparan las dos emergencias sanitarias

“En realidad, el 99% de nuestros casos informan un contacto sexual entre hombres”, dijo la doctora Jennifer McQuiston, subdirectora de la División de Patógenos y Patología de Alta Consecuencia de los CDC.

Se han diagnosticado más de 3.500 casos de viruela del mono en Estados Unidos. Los funcionarios de los CDC han dicho que no tienen información demográfica detallada sobre todos esos casos.

“No hay pruebas hasta la fecha de que registremos que este virus se propague fuera de esas poblaciones en algún grado”, añadió.

Nuestra red no es lo suficientemente amplia

Pero Griffin dice que se siente como en los primeros días del covid-19, cuando era difícil conseguir una prueba a menos que pudieras demostrar que habías viajado recientemente a Wuhan, China.

Las pruebas de la viruela del mono están disponibles, y los hombres homosexuales y bisexuales están siendo considerados adecuadamente para las pruebas, pero muchos médicos todavía no son conscientes del riesgo para las personas fuera de esta población, dijo Griffin. Y eso a pesar de la divulgación, los seminarios web y las alertas sanitarias a los médicos por parte de los CDC.

“Creo que estamos cometiendo un gran error”, dijo Griffin. “La viruela del mono probablemente ya está fuera de esta población, y estamos dejando que se extienda porque no estamos dispuestos a reconocerlo, porque no estamos haciendo las pruebas, porque nuestra red no es lo suficientemente amplia”.

Otros expertos están de acuerdo.

“Me preocupa que se haya extendido más allá de esta comunidad”, dijo el Dr. David Hamer, especialista en enfermedades infecciosas de la Universidad de Boston que ha estado vigilando el brote de viruela del mono en viajeros internacionales a través de su red GeoSentinel de 71 sitios en todo el mundo.

El Dr. Huerta explica los riesgos de la viruela del mono 1:42

Hamer dijo que el brote parece haber sido alimentado por tres reuniones masivas en Europa; al menos una fue una rave, donde la gente se contagió del virus y lo llevó a casa. La mayoría de esas personas eran hombres homosexuales y bisexuales.

“Pero hay otros que claramente se han infectado, incluidos algunos niños pequeños, y no está muy claro cómo se expusieron”, dijo Hamer.

Uno de esos casos en el Reino Unido fue un niño pequeño, “y no entendieron dónde y cómo adquirió la infección ese niño”, dijo.

“Tenemos que pensar de forma más amplia. Tenemos que educar a los proveedores de atención primaria” para que piensen en la viruela del mono si ven a alguien con una erupción, dijo Hamer.

Poca demanda de pruebas de viruela del mono

Al principio del brote, los médicos estaban autorizados a realizar pruebas de detección de la viruela del mono solo en ciertas circunstancias muy particulares, ya que la capacidad de análisis estaba limitada a unas 6.000 pruebas semanales. Sin embargo, recientemente los CDC se asociaron con cinco laboratorios comerciales para ampliar las pruebas. Cuando estén en funcionamiento todos los programas, podrán procesar más de 10.000 pruebas al día y 80.000 a la semana.

La ampliación de las pruebas a los laboratorios comerciales facilita el proceso de solicitar estos diagnósticos a los médicos, pero hay pocos indicios de que se realicen muchas pruebas fuera de las clínicas de salud sexual que atienden principalmente a la comunidad LGBTQ.

“Una vez que llegue a los laboratorios comerciales, tenemos una capacidad mucho más liberal para pedirlos. Nadie nos pide que documentemos ningún criterio ni nada para pedir la prueba”, dijo la Dra. Stacy Lane, directora médica del Central Outreach Wellness Center, que dirige ocho clínicas de salud centradas en el bienestar LGBTQ en Pennsylvania y Ohio.

Aunque muchos de los laboratorios comerciales no revelan el número de pruebas de viruela del mono que están haciendo, hay indicios de que la capacidad de prueba está siendo infrautilizada.

¿Debo preocuparme por la viruela del mono? Nuestra analista médica explica los riesgos de esta enfermedad

Un portavoz de Quest Diagnostics, por ejemplo, dijo en un correo electrónico que “hemos experimentado una demanda modesta, que sigue creciendo”.

El doctor Carlos del Río, especialista en enfermedades infecciosas de la Facultad de Medicina de la Universidad de Emory, dijo que no creía que los proveedores de atención primaria estuvieran al día.

“Necesitamos mucha más información y educación para los proveedores sobre cómo utilizar una prueba y qué hacer con ella”, dijo del Río. Añadió que sus propios amigos y familiares le enviaban fotos de sus sarpullidos, preguntando si podían ser viruela del mono.

En la mayoría de los casos, dice, ofrece la tranquilidad de que lo que tienen probablemente no sea viruela del mono.

“Creo que todavía está bastante contenida en la comunidad de hombres que tienen relaciones sexuales con otros hombres”, dice del Río. “Eso no significa que vaya a quedarse ahí”.

El costo de un diagnóstico erróneo

Griffin dijo que su paciente no tiene idea de cómo se expuso y ahora está aislado en el sótano de su casa. Se cree que las personas con viruela del mono son contagiosas durante al menos cuatro semanas.

Está tomando un medicamento antiviral llamado TPOXX, que se está poniendo a disposición de los pacientes con viruela del mono.

Los médicos pudieron vacunar a la esposa del paciente, y están vigilando cuidadosamente a sus hijos, incluido el bebé, al que tuvo en brazos antes de saber que era contagioso.

Las autoridades de salud pública han ampliado recientemente el acceso a la vacuna contra la viruela del mono Jynneos a los niños en determinadas circunstancias.

Griffin dice que, aunque la vacuna debería ser segura, no hay datos sobre su uso en niños. El medicamento TPOXX también se recomienda para los niños menores de 8 años, un grupo que, según los CDC, corre un mayor riesgo de sufrir resultados graves a causa del virus.

Por ahora, el hombre está atrapado en su sótano y no puede ayudar en casa, lo que según Griffin ha sido duro para él y su familia.

“El padre, que es realmente importante en las primeras semanas de vida del bebé, está ahora encerrado en el sótano, lo que es trágico”, dijo Griffin. “Esas semanas no se recuperan”.

The-CNN-Wire
™ & © 2022 Cable News Network, Inc., a WarnerMedia Company. All rights reserved.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up