Esta semana en Washington todo gira en torno al techo de la deuda

(CNN) — El Congreso evitó el cierre del gobierno y los demócratas se vieron obligados a renunciar a su agenda de infraestructuras y red de seguridad social en una semana llena de acontecimientos en el Capitolio.

Pero, en cierta medida, esos temas de la agenda palidecen en comparación con la magnitud del tema que el Congreso debe empezar a tratar esta semana: el techo de la deuda.

¿Qué es la moneda de platino de EE.UU.? 2:14

La conclusión es que el Congreso tiene dos semanas para aumentar el límite de endeudamiento del país o las repercusiones para el mercado financiero de la nación, y la economía en general, serán nefastas. El Congreso está jugando con fuego, como reconocen en privado la mayoría de los miembros y asesores que se ocupan de esto en el día a día. Cuanto más se acerque el país a la fecha límite del 18 de octubre, menos tiempo habrá para dar marcha atrás, y ahora mismo ninguna de las partes está por ceder.

El presidente Joe Biden habló sobre el tema este lunes a las 11:15 de la mañana, hora del este, lo que puede proporcionar una visión más clara de hacia dónde se dirigen las cosas sobre el techo de la deuda. Y las votaciones en el Senado este lunes por la noche serán una oportunidad para calibrar hasta qué punto los demócratas y los republicanos se están poniendo nerviosos por la resolución de este estancamiento.

Biden arremete contra republicanos “hipócritas, peligrosos y vergonzosos” en medio de un enfrentamiento por el límite de la deuda del Gobierno

Juego de la gallina

La postura de los republicanos sigue siendo que este es un proceso que los demócratas pueden manejar por sí mismos y que no necesitan la ayuda del Partido Republicano. La parlamentaria del Senado lo reiteró la semana pasada (llegaremos a eso en un minuto).

Tras varias votaciones, el líder de la minoría del Senado Mitch McConnell, se ha mantenido firme y no hay absolutamente ningún indicio de que su promesa de no prestar los votos vaya a ceder. También vale la pena recordar que incluso los republicanos que tienen relaciones estrechas con los demócratas y que han sido conocidos por “cruzar el pasillo” en las principales votaciones bipartidistas no están cediendo.

Recordemos al senador Mitt Romney de Utah. El republicano ha dicho que no hay manera de que vote para aumentar el techo de la deuda cuando los demócratas tienen todas las palancas del gobierno. Lo dice en serio. Los votos del Partido Republicano no existen.

Sin embargo, tanto la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, como el líder de la mayoría del Senado, Chuck Schumer, han dicho que no quieren hacerlo por su cuenta utilizando un proceso presupuestario especial conocido como reconciliación. Schumer se ha mantenido firme al respecto y Pelosi dejó claro durante su conferencia de prensa de la semana pasada que comparte esa postura. Esto deja pocas opciones para avanzar y, a solo dos semanas de la fecha límite, los demócratas tendrían que cambiar pronto de opinión si quieren tener tiempo suficiente para usar la reconciliación.

Esta no es la postura unánime de los demócratas

Vale la pena señalar que están empezando a aparecer algunas grietas en el mensaje demócrata sobre el techo de la deuda.

El senador Tim Kaine, demócrata de Virginia, dijo a CNN la semana pasada que, aunque cree que los republicanos deberían votar para aumentar el techo de la deuda con los demócratas, es el Partido Demócrata el que tiene todas las palancas del gobierno.

“Si no nos van a ayudar, tenemos que hacerlo nosotros. Tenemos la mayoría”, dijo Kaine.

El senador Dick Durbin, el líder demócrata adjunto del Senado, también dijo enfáticamente a Dana Bash de CNN en “State of the Union” el domingo que el Senado “va a hacer que suceda”.

¿Cómo exactamente? Se están quedando sin opciones.

El lío del techo de la deuda estadounidense

La logística

Si los republicanos no dan a los demócratas los votos sobre el techo de la deuda, entonces los demócratas tienen realmente solo una opción más. Pueden aumentar el techo de la deuda utilizando el proceso presupuestario especial conocido como reconciliación. La semana pasada, el personal republicano y demócrata habló una vez más con la parlamentaria del Senado para que les orientara sobre cómo se podría aumentar el techo de la deuda utilizando ese proceso. La parlamentaria dejó claro que podría hacerse, pero que requeriría un poco de tiempo.

¿Cómo funcionaría?

Los demócratas tendrían que iniciar un proceso de reconciliación para elevar el techo de la deuda.
Un voto de conciliación pondría en marcha el proceso y otro lo terminaría. Eso son dos oportunidades más para que los republicanos lancen maratones de votos durante toda la noche.
La mayoría de los asesores y miembros han reconocido que este proceso podría durar unas dos semanas y, dado el punto en el que nos encontramos en el calendario, eso significa que los demócratas tienen que tomar una decisión pronto si van a utilizar este recurso. Hasta ahora, es poco probable que el liderazgo aconseje esto, aunque la mayoría de la gente que sigue la disputa de cerca no ve otra opción.

Ambas partes reconocen que puede suceder, pero la reticencia de los demócratas a usar la reconciliación es real. Y eso se debe, en parte, a que creen que es responsabilidad de los republicanos ayudar a pagar las deudas contraídas conjuntamente y a que elevar el límite de la deuda a través de la reconciliación requiere que los demócratas voten exactamente por cuánto quieren elevarlo. Ese es un voto increíblemente difícil para los demócratas que se postulan para la reelección.

Una nota rápida sobre infraestructuras

Tras el incumplimiento del plazo de este viernes, la válvula de presión se liberó un poco. El trabajo va a continuar, pero los demócratas van a tener que pasar las próximas semanas haciendo el trabajo duro de averiguar cuál es la posición de cada miembro en una serie de cuestiones espinosas, desde la política fiscal hasta los medicamentos controlados.

El bolsillo de los estadounidenses está en juego: estas son las medidas económicas que se debaten esta semana en Washington

Ese trabajo no se había resuelto del todo antes de que los líderes demócratas de la Cámara de Representantes hicieran su gran esfuerzo por presentar sus proyectos de ley. Ahora, todo el mundo va a tomarse su tiempo para asegurarse de que se limen las asperezas, lo que significa que esto puede pasar a un segundo plano. Esto llevará algo de tiempo.

The-CNN-Wire
™ & © 2021 Cable News Network, Inc., a WarnerMedia Company. All rights reserved.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up