Estos fueron los emotivos testimonios de Simone Biles, McKayla Maroney y otras gimnastas sobre Larry Nassar y el “sistema que permitió… su abuso”

(CNN) — Las gimnastas olímpicas McKayla Maroney y Simone Biles arremetieron contra el FBI y el Departamento de Justicia en un testimonio en el Senado el miércoles por cómo los agentes del FBI manejaron mal las acusaciones de abuso presentadas contra Larry Nassar y luego hicieron declaraciones falsas en las secuelas de la investigación fallida.

“Creo sin lugar a dudas que las circunstancias que llevaron a mi abuso, y permitieron que continuara, son directamente el resultado del hecho de que las organizaciones creadas por el Congreso para supervisarme y protegerme como atleta, USA Gymnastics, United States Olympic y el Comité Paralímpico, no hicieron su trabajo”, dijo Biles durante su discurso de apertura a los miembros de la Comisión Judicial del Senado este miércoles.

“Realmente se siente como si el FBI hiciera la vista gorda y se desviviera para ayudar a proteger a la USAG y la USOPC. Se debe establecer un mensaje: si permites que un depredador dañe a los niños, las consecuencias serán rápidas y lo suficientemente graves”, dijo Biles.

Biles se atragantó antes de decir el nombre de Nassar en voz alta.

“Culpo a Larry Nassar y también culpo a todo el sistema que permitió y perpetró su abuso”, dijo Biles.

“Este es el caso más grande de abuso sexual en la historia del deporte estadounidense, y aunque ha habido una investigación completamente independiente sobre el manejo del caso por parte del FBI, ni la USAG ni la USOPC han sido objeto del mismo nivel de escrutinio”, dijo Biles.

“Estas son las entidades en las que se ha confiado la protección de nuestro apoyo y de nuestros atletas, pero parece que las preguntas o la responsabilidad y los fallos organizativos siguen sin respuesta”, añadió.

A Maroney y Biles se unieron las gimnastas Maggie Nichols y Aly Raisman, que también estuvieron entre las cientos de atletas agredidas por Nassar, el exmédico del equipo de USA Gymnastics que ahora cumple una condena de varias décadas de prisión.

Raisman pidió que se investigue más cómo se manejó la investigación de Nassar y dijo que el FBI la presionó para que aceptara el acuerdo de culpabilidad de Nassar.

“El agente disminuyó la importancia de mi abuso. Me hizo sentir que no valía la pena seguir con mi caso criminal”, dijo Raisman.

Las acusaciones sobre Nassar llegaron por primera vez a la agencia en julio de 2015. Varias violaciones de los protocolos condujeron a meses de retraso, como se recoge en un mordaz informe del inspector general del Departamento de Justicia publicado en julio.

Mientras la investigación federal languidecía, Nassar abusaba de decenas de víctimas, según el informe del inspector general.

Los funcionarios del FBI “no respondieron a las acusaciones de Nassar con la máxima seriedad y urgencia que merecían y requerían, cometieron numerosos y fundamentales errores cuando respondieron a ellas, y violaron múltiples políticas del FBI”, decía el informe.

McKayla Maroney: El FBI hizo afirmaciones totalmente falsas sobre lo que dije

“Permitieron que un pederasta quedara libre durante más de un año y esta inacción permitió directamente que los abusos de Nassar continuaran”, dijo Maroney ante la Comisión Judicial del Senado tras relatar los vívidos detalles que proporcionó al agente que la entrevistó sobre los abusos de Nassar.

“¿De qué sirve denunciar los abusos si nuestros propios agentes del FBI se van a encargar de enterrar ese informe en un cajón?”, añadió.

Maroney se identificó como la gimnasta descrita, pero no nombrada, en el informe que habló con el FBI sobre sus acusaciones en septiembre de 2015. El agente que tomó su entrevista violó procedimientos clave del FBI e hizo declaraciones falsas en un resumen que el agente escribió de la entrevista más de un año después, según el informe del inspector general.

Ella y otras personas criticaron al Departamento de Justicia por sus decisiones, según el informe del inspector general, de no procesar al agente, así como a un supervisor del FBI que también fue acusado de manejar mal la investigación y de hacer posteriormente declaraciones falsas al respecto.

“Después de contar toda mi historia de abuso al FBI en el verano de 2015, el FBI no solo no informó de mi abuso, sino que cuando finalmente documentaron el informe 17 meses después, hicieron afirmaciones totalmente falsas sobre lo que dije”, recordó Maroney.

Más tarde, en la audiencia, el inspector general del Departamento de Justicia, Michael Horowitz, señaló que la información falsa podría haber puesto en peligro el caso penal presentado contra Nassar.

“El Departamento de Justicia se negó a procesar a estos individuos. ¿Por qué?” dijo Maroney, al tiempo que señaló a la vicefiscal general Lisa Monaco por su ausencia en la audiencia del miércoles. “Es el trabajo del Departamento de Justicia hacer que rindan cuentas. Estoy cansada de esperar a que la gente haga lo correcto, porque mi abuso fue suficiente y merecemos justicia”.

“Traicionaron su deber fundamental de proteger”

Se espera que el secretario de Justicia Merrick Garland y Mónaco comparezcan ante la Comisión Judicial en octubre, dijo un alto funcionario de Justicia.

El presidente de la Comisión Judicial del Senado, Dick Durbin, señaló al comienzo de la audiencia cómo las instituciones deportivas no habían protegido a los atletas de los abusos.

“Estremece la conciencia cuando esos fallos provienen de las propias fuerzas del orden”, dijo Durbin.

El director del FBI, Chris Wray, testificó que se sintió “enfermo y furioso” cuando se enteró del alcance de los fallos de la agencia.

Sin embargo, describió los errores en la investigación como el producto de “individuos” que “traicionaron el deber fundamental que tienen de proteger a la gente”, en lugar de ser un reflejo de la agencia en su conjunto.

“Quiero asegurarme de que el público sepa que la conducta reprobable reflejada en este informe no es representativa del trabajo que veo de nuestros 37.000 compañeros cada día”, dijo Wray, y añadió que esas acciones “desacreditan” el trabajo de los empleados del FBI que hacen el trabajo “de la manera correcta”.

Wray prometió “asegurarse de que todo el mundo en el FBI recuerde lo que sucedió aquí”.

Nassar se declaró culpable en 2018 de siete cargos de conducta sexual criminal en un caso presentado por el fiscal general de Michigan. Fue condenado a entre 40 y 175 años de prisión, después de que más de 150 mujeres y niñas dijeran ante el tribunal que había abusado sexualmente de ellas durante las últimas dos décadas.

En las últimas semanas, el agente del FBI acusado en el informe del inspector general de no haber iniciado una investigación adecuada fue despedido por el FBI, según confirmó Wray. Un supervisor que también fue señalado en el informe del IG por violar el protocolo y hacer declaraciones falsas se retiró del FBI en enero de 2018.

Gimnastas dispuestas a hablar

Las gimnastas que testificaron este miércoles han hablado previamente en público sobre ser víctimas de los abusos de Nassar. Nassar, que también trabajaba para la Universidad Estatal de Michigan, tocaba a las atletas de forma inapropiada bajo el pretexto de realizarles tratamientos médicos.

Biles, ganadora de siete medallas olímpicas, así como de varios campeonatos mundiales y nacionales, reveló este año que estaba motivada para competir en los Juegos Olímpicos de Tokio en parte porque ello obligaría al deporte a enfrentarse a sus deficiencias en la protección de sus atletas.

En su testimonio del miércoles, dijo que el retraso de un año de los juegos de Tokio significaba “vivir diariamente entre los recordatorios de esta historia durante otros 365 días”.

“Soy una persona fuerte y perseveraré, pero nunca debí quedarme sola para sufrir los abusos de Larry Nassar”, dijo Biles. “Y la única razón por la que lo hice fue por los fallos que están en al centro del abuso que ahora se les pide que investiguen”.

Raisman, Maroney y Nichols, que formaron parte del equipo campeón del mundo de Estados Unidos en 2015, hicieron declaraciones públicas en el proceso judicial contra Nassar.

Aly Raisman al exmédico del equipo olímpico Larry Nassar: “Tocaste a una niña por placer”

Maggie Nichols denunció a Nassar a USA Gymnastics en 2015, alegando que sus tocamientos inapropiados comenzaron cuando ella tenía 15 años y que también le enviaba mensajes de Facebook sobre su apariencia.

Ella testificó el miércoles que quedaban preguntas importantes sin responder acerca de por qué el FBI no documentó adecuadamente las pruebas, y sobre el interés, tal y como recoge el informe del inspector general, que tenía el supervisor en trabajar a favor de USA Gymnastics.

“Estas preguntas siguen sin respuesta, y los sobrevivientes de Larry Nassar tienen derecho a saber por qué su bienestar fue puesto en peligro por estos individuos que eligieron no hacer su trabajo”, dijo Nichols.

Maroney contó a la comisión del Senado los detalles gráficos que compartió con el agente del FBI durante su entrevista sobre los abusos que sufrió.

Mckayla Maroney: “Tuve que soportar cosas innecesarias y repugnantes”

“Le conté que lo primero que me dijo Larry Nassar fue que me pusiera unos pantalones cortos sin ropa interior, porque así le sería más fácil trabajar en mí, y en pocos minutos tenía sus dedos en mi vagina”, dijo Maroney. Recordó otros aspectos específicos de los abusos de Nassar que compartió con el FBI, incluyendo un caso en el que le dio una pastilla para dormir y cómo estaba “desnuda, completamente sola con él encima de mí, abusando de mí durante horas”.

“Empecé a llorar al recordarlo por teléfono y se hizo un silencio absoluto”, declaró Maroney. “Me quedé muy sorprendida por el silencio del agente y su desprecio por mi trauma. Después de ese minuto de silencio, preguntó: ‘¿Eso es todo?’ Esas palabras en sí mismas fueron uno de los peores momentos de todo este proceso para mí, que mi abuso fuera minimizado y despreciado por las personas que se suponía que debían protegerme”.

Enojo bipartidista en el Capitolio

La ira sobre Nassar ha unido a los legisladores de ambos partidos, ya que investigar los fallos del FBI cuenta con el apoyo bipartidista.

“El FBI, incluida esta unidad de niños, también antepuso la publicidad y su imagen a la protección de las víctimas en este caso”, dijo el senador republicano Chuck Grassley, de Iowa.

“Cada persona con autoridad que vio hacia otro lado ante las denuncias de estas jóvenes atletas es cómplice de los crímenes de Nassar, y cada uno de ellos debería ser considerado un depredador”, dijo la senadora Marsha Blackburn, republicana de Tennessee.

Los legisladores también se han unido en apoyo de la legislación que busca responsabilizar a las universidades por no proteger a los estudiantes de los abusos sexuales. Los senadores se unieron el miércoles a las gimnastas para cuestionar por qué el Departamento de Justicia decidió no procesar a los funcionarios del FBI en cuestión.

“No es solo que el FBI no haya hecho su trabajo, sistemática y repetidamente. Es también el encubrimiento, el encubrimiento que se produjo después”, dijo el senador Richard Blumenthal, demócrata de Connecticut.

The-CNN-Wire
™ & © 2021 Cable News Network, Inc., a WarnerMedia Company. All rights reserved.

This content was republished with permission from CNN.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up