ANÁLISIS | De príncipe a productor: Harry tiene un éxito en las manos

(CNN) — Cualquiera que dudara de la capacidad del príncipe Harry para transformarse en un productor de Hollywood exitoso bien podría estar equivocado.

Cuando se estrenó su docuserie de cinco partes sobre salud mental «The Me You Can’t See» en Apple TV+ la semana pasada, hubo un aumento del 25% de espectadores en la plataforma de streaming, según una fuente cercana a Apple. Tuvo tanto éxito que en los días siguientes se anunció un especial de la serie, un debate en el que Harry y la coproductora Oprah Winfrey se reencontraron con los participantes y los expertos de la serie original para profundizar sobre el bienestar emocional.

Es la primera prueba de que el príncipe vale los cientos de millones de dólares que los principales servicios de streaming han invertido en Archewell Productions, la unidad que creó con su esposa Meghan. Es pronto, pero su éxito en Apple TV+ es una señal positiva. Por supuesto, le habrá ayudado contar con un reparto de lujo, con la actriz Glenn Close y la cantante Lady Gaga entre los participantes del programa que comparten sus propias experiencias de la salud mental.

La serie también tuvo mucho eco en la prensa en torno a lo que dijo sobre la familia real y la acusación de que «la empresa», con los medios de comunicación, desprestigió a su esposa. En la serie inicial de cinco partes, Harry se sinceró sobre el consumo de alcohol y drogas para afrontar el trauma de la muerte de su madre y las presiones de ser miembro de la realeza. En el Reino Unido, la audiencia promedio de Apple durante el fin de semana aumentó en un 40%, según nuestra fuente.

El príncipe Harry dice que bebía y consumía drogas para evadir el dolor por la muerte de Diana

La próxima prueba para los Sussex será demostrar que pueden hacer programas que consigan audiencia sin mencionar a su extendida familia. La pareja puede verse reforzada por el hecho de que el episodio extra de «The Me You Can’t See» solo hizo referencias de pasada a la realeza. En cambio, al final señaló el punto más importante que quiere hacer: «Mi esperanza es que nuestra serie siga inspirando a la gente de todo el mundo a adoptar un enfoque más activo y compasivo de la curación, la comunidad y el bienestar, porque realmente estamos todos juntos en esto».

Oprah Winfrey, Harry y Glenn Close en «The Me You Can’t See: A Path Forward», lanzado en Apple TV+ este viernes.

Dado que el príncipe cree que la salud mental y el cambio climático son «los dos problemas más urgentes» a los que se enfrenta la sociedad, podemos suponer que seguirá lanzando ideas de contenido en torno a ellos. Son, por supuesto, temas importantes que preocupan a la gente. Aunque Harry y Meghan no son los primeros miembros de la realeza que se sinceran o defienden temas sociales, estas conversaciones directas con la pareja muestran cómo la estrategia de comunicación de la realeza está empezando a cambiar a medida que evoluciona el panorama mediático.

Príncipe William critica a la BBC por la entrevista que hicieron a Lady Di en 1995

William y Kate también se han replanteado su plan de comunicación en las redes sociales, y los miembros de la realeza más jóvenes están conectando cada vez más con el público a través de plataformas alternativas, como los servicios de streaming, en lugar de hacerlo a través de los medios de comunicación tradicionales, sin que se registre un descenso evidente en la cobertura mediática.

Lo que Harry tiene que demostrar ahora es si puede convertirse en una fuente experta en los temas que quiere defender sin la atracción de nuevas revelaciones reales. Por ahora, las cosas parecen ir bien.

Citas clave del duque de Sussex en el nuevo documental

Sobre los desafíos a los que se enfrenta la sociedad:

«Creo aún más que el cambio climático y la salud mental son dos de los problemas más urgentes a los que nos enfrentamos y, en muchos sentidos, están relacionados. La línea de conexión tiene que ver con nuestro bienestar colectivo, y cuando nuestro bienestar colectivo se erosiona, eso afecta a nuestra capacidad de cuidar de nosotros mismos, de nuestras comunidades y de nuestro planeta, en última instancia».

Sobre cómo abordar el debate sobre las autolesiones:

«Mucha gente tiene miedo de estar en el extremo receptor de esa conversación (sobre el suicidio) porque no sienten que tengan las herramientas adecuadas para poder dar el consejo correcto, pero lo que estás diciendo es que estás ahí… Escuchar, porque escuchar y formar parte de esa conversación es, sin duda, el mejor primer paso que se puede dar».

Sobre el estigma que conlleva la salud mental:

«Como padres y como hermanos… ciertamente, por lo que he aprendido, hay un elemento de vergüenza que sentimos porque estamos, como, ‘¿Cómo es que no nos dimos cuenta? ¿Cómo no lo supimos? ¿Cómo no te sentiste lo suficientemente cómodo para acudir a mí y compartirlo conmigo? Todos sabemos que, cuando la gente está sufriendo o luchando, todos somos increíblemente buenos en encubrirlo para aquellos que saben que lo estamos encubriendo».

Sobre la «invisibilización» de la salud mental:

«Tengo la sensación de que muchos padres no se sienten preparados para afrontar estos problemas porque mucha gente piensa que hay una enfermedad mental y luego está todo lo demás… ¿Cómo podemos colectivamente, como sociedad, prepararnos y hacer que los padres se sientan más cómodos y mejor equipados para ser capaces de lidiar con el estrés diario o el desconocimiento diario de lo que sus hijos están pasando, creciendo en este mundo que hemos permitido crear, que creo que nos está enfermando más?»

Sobre cómo la pandemia ha afectado a las opiniones sobre la salud mental:

«Antes del covid, probablemente había una situación de ‘nosotros y ellos’ cuando se trataba de la enfermedad mental. Y ahora creo que es solo ‘nosotros’».

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up