Venta de armas en EE.UU. alcanza un nuevo récord en enero tras insurrección en el Capitolio

(CNN Business) — La insurrección en el Capitolio de Estados Unidos y la toma de posesión de un presidente demócrata que hizo campaña sobre fortalecer las medidas de control de armas ayudaron a la industria de armas de fuego a marcar un récord en sus ventas de enero durante el mes pasado, según datos publicados este lunes.

Los comerciantes de armas vendieron más de 2 millones de armas de fuego en Estados Unidos durante enero. Lo que representa un aumento del 75% sobre los 1,2 millones de armas que se comercializaron en ese mismo de 2020. Las cifras son de la Federación Nacional de Deportes de Tiro (NSSF, por sus siglas en inglés), un grupo de comercio en la industria de armas de fuego.

Los inspectores de aeropuertos de EE.UU. confiscaron más armas (proporcionalmente) en 2020

Por su parte, el FBI informó que realizó 4,3 millones de verificaciones de antecedentes en enero. Lo que también es un récord. Si ese ritmo continúa, la agencia completaría más de 50 millones de verificaciones de antecedentes relacionados con armas para finales de año en Estados Unidos. Así superaría el récord actual que se estableció en 2020, según un nuevo informe de Bespoke Investment Group.

La NSSF compara las verificaciones de antecedentes reportadas con cifras de ventas reales para obtener datos ajustados y más precisos del comercio de armas. Según dijo la organización, tres de las 10 semanas con más verificaciones instantáneas de antecedentes penales por parte del FBI fueron el mes pasado.

De acuerdo al registro, solo hay otros tres meses en los que hubo una mayor cantidad de verificaciones de antecedentes de armas del FBI. Primero está enero de 2013, cuando Barack Obama asumió su segundo mandato tras la masacre de la escuela primaria Sandy Hook. Después son junio y julio de 2020, luego del asesinato de George Floyd, según el FBI.

Personas hacen fila para comprar armas y municiones en la tienda Ready Gunner el 10 de enero de 2021 en Orem, Utah.

No es inusual que las ventas de armas se disparen cuando un demócrata gana la Casa Blanca. Tras la elección y reelección de Barack Obama en 2008 y 2012 hubo un aumento repentino de la venta de armas.

Pero Mark Oliva, portavoz de la NSSF, dijo que la retórica de la campaña del presidente Joe Biden en 2020 sobre prohibir los rifles AR-15 y exigir a los propietarios de armas que las registren para cumplir con la Ley Nacional de Armas de Fuego dejó a algunos propietarios con mayor temor de que su capacidad para comprar armas y municiones sea reducida pronto.

«Ellos van a actuar mientras puedan para poder comprar lo que quieran», dijo Oliva a CNN Business. «No se puede descartar que muchas de estas verificaciones de antecedentes para la compra de un arma de fuego se atribuyen a las amenazas del gobierno de Biden sobre promulgar la agenda de control de armas más radical y de mayor alcance jamás propuesta».

Cinco gráficas para entender la cultura de armas en EE.UU. frente al resto del mundo

Las acciones de fabricantes de armas aumentaron el 6 de enero cuando seguidores de Trump irrumpieron en el Capitolio. Un hecho que provocó la muerte de cinco personas, incluido un policía en servicio. Sin embargo, Bespoke señaló que ninguno de los dos fabricantes de armas más notables que cotizan en bolsa ––Smith & Wesson y Sturm Ruger–– ha tenido tan buen desempeño en los últimos meses. Las acciones de ambas empresas están muy por debajo de sus máximos de 52 semanas, según Bespoke.

«Las valoraciones de SWBI y RGR se encuentran en mínimos de varios años», escribió la firma de inversión en uno de sus recientes informes. «Estos mínimos múltiples bien pueden estar justificados dado que los fabricantes de armas enfrentan un mayor nivel de riesgo regulatorio durante los próximos años con los demócratas teniendo el control total en Washington».

Oliva indicó que los continuos temores por la agitación social que comenzó en 2020, probablemente también desempeñaron un papel en el récord de ventas de enero.

«Creo que todavía hay preocupaciones por la seguridad», dijo. «Hay personas que temen no poder proporcionar su propia seguridad», añadió.

Brandon Wexler, propietario de Wex Gunworks, habla con un cliente en su tienda en Delray Beach, Florida, el 15 de octubre de 2020.

Brandon Wexler, de 51 años y propietario de Wex Gunworks en Delray Beach, Florida, dijo que las ventas de armas en su tienda han sido «inusuales» desde que comenzó la pandemia en marzo pasado. Pero, añadió que las compras alcanzaron su punto máximo a principios de enero, cuando los clientes expresaron ansiedad por la toma de posesión de Biden.

«Creo que había temor de disturbios por los partidarios a ambos lados de la valla», dijo Wexler a CNN Business. «El miedo aumentó la demanda. La demanda aumentó las ventas», indicó.

La ansiedad por la pandemia de covid-19 y los disturbios civiles en todo el país tras el asesinato de George Floyd provocaron en 2020 un aumento sin precedentes de las personas que compraron un arma por primera vez. Analistas de Bespoke dijeron que hay una conexión bastante directa entre el nivel de incertidumbre de los estadounidenses y la cantidad de armas que compran.

«Obviamente, enero fue un mes bastante agitado. Por lo que es comprensible que el ritmo de las verificaciones de antecedentes fuera tan alto», escribieron los analistas de Bespoke en su informe. «Aunque esperaríamos que ese ritmo se desacelere en los meses venideros, como han sido las cosas en los últimos meses, ¿quién sabe qué traerán los próximos meses?».

Aumenta la venta de armas en EE.UU. por la pandemia 0:58

El récord en el mes de enero ocurre después de un año que registró la mayor cantidad de ventas de armas en Estados Unidos. El FBI realizó un estimado de 39,7 millones de verificaciones de antecedentes instantáneas relacionadas con armas el año pasado. Lo que superó el récord anterior de más de 27 millones de verificaciones de antecedentes de armas en 2016. Justamente, el año en que muchos esperaban que Hillary Clinton, una demócrata a favor del control de armas, ganara la Casa Blanca. Bespoke señaló que el aumento año tras año en las verificaciones de antecedentes mensuales del FBI relacionadas con armas fue de al menos un 24% cada mes durante 2020.

Tanto Oliva como Wexler dijeron que esperan que los intentos continuos por aumentar el control de armas conduzcan a incrementos en las ventas de armas bajo Biden.

«Obama fue el mejor vendedor de armas del país», dijo Wexler. «El covid-19 fue el siguiente mejor. Y ahora creo que Joe Biden será el mejor vendedor de armas», añadió.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up