Pese a avances, pasarán «meses» antes de que todos los que quieran una vacuna puedan obtenerla, dice grupo de trabajo de coronavirus

(CNN) –– El equipo de covid-19 del gobierno de Biden dedicó su primera sesión informativa virtual este miércoles a abordar problemas en la distribución de vacunas. También se respondieron preguntas sobre una reserva de vacunas que los altos funcionarios dijeron que no existe.

Andy Slavitt, asesor principal del equipo de respuesta al covid-19 de la Casa Blanca, advirtió que pasarán «meses antes de que todos los que quieran una vacuna puedan obtenerla».

Los blancos reciben la vacuna contra el covid-19 en mayor proporción que los latinos y los negros en EE.UU.

El gobierno enfrenta actualmente dos factores limitantes en la distribución de vacunas, señaló Slavitt. Por un lado, un suministro lo suficientemente rápido. Y, por el otro, la capacidad de administrar vacunas una vez que se produzcan y estén en los sitios de distribución.

El presidente Joe Biden anunció el martes que la mayoría de los adultos estadounidenses accederán a una vacuna para fines del verano boreal. Actualmente, la Casa Blanca se dirige a cumplir su objetivo de 100 millones de vacunas en los primeros 100 días de Biden, dijo Slavitt. Sin embargo, agregó que «cualquier reserva (de vacunas) que pudo haber existido ya no existe».

El gobierno de Biden trabaja para aumentar su distribución de vacunas. Y el martes dijo que incrementaría su asignación semanal en un 16%.

Frente a algunas críticas del gobernador de Maryland, el republicano Larry Hogan, sobre la cantidad de dosis disponibles, Slavitt culpó al gobierno anterior.

«Lo escuchamos, gobernador Hogan, y no podríamos estar más de acuerdo», aseguró Slavitt.

«Me encantaría decirles que heredamos una situación en la que había reservas y reservas de vacunas. Ese no es el caso. Y nuestro trabajo es nivelar, tanto con los gobernadores como con el público», agregó.

Slavitt afirmó que el gobierno mantiene «un inventario continuo de suministro de dos a tres días que podemos utilizar para completar cualquier déficit en la producción y para asegurarnos de que estamos haciendo las entregas según lo acordado».

En sus últimos días, los funcionarios del gobierno de Trump admitieron que de hecho no había reservas. Esto, a pesar de las indicaciones iniciales de que se mantenían reservadas las segundas dosis de la vacuna.

La sesión informativa también abordó la propagación de nuevas variantes del coronavirus que son más contagiosas. Y las cuales amenazan con sumar estrés a un sistema de salud ya sobrecargado. Así lo advirtió este miércoles la Dra. Rochelle Walensky, directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés),

«También sé que existen preocupaciones sobre la mutación de varios virus. Siempre hemos esperado que surgieran variantes, y las hemos estado buscando», sostuvo Walensky.

«Las variantes que se han identificado recientemente parecen propagarse con mayor facilidad. Son más transmisibles. Lo que puede conducir a un mayor número de casos y un mayor estrés en nuestro sistema ya sobrecargado», agregó.

Explicamos 8 mitos sobre la vacuna contra el covid-19

La sesión informativa tuvo un comienzo desafortunado este miércoles debido a múltiples dificultades técnicas. El gobierno ha promocionado repetidamente su transparencia en medio del enorme reto de controlar la pandemia. Sin embargo, la sesión informativa, que se llevó a cabo virtualmente a través de Zoom, tuvo múltiples problemas audiovisuales.

Cuando Jeff Zients, jefe del grupo de trabajo de covid-19, comenzó la llamada, su audio era intermitente.

Walensky también tuvo problemas con que su línea estuviera en silencio.

«¿Rochelle? ¿Rochelle?», preguntó alguien fuera de cámara.

El Dr. Anthony Fauci habló durante casi un minuto completo sin que pudiera oírsele. Transcurrido ese tiempo el audio funcionó y se le informó del problema, el cual continuó intermitentemente con otros funcionarios hasta el final del evento.

La sesión incluyó un pronóstico actualizado de las muertes por coronavirus en EE.UU. por parte de Walensky. Según la funcionaria, el pronóstico conjunto de los CDC ahora proyecta que habrá entre 479.000 y 514.000 defunciones para el 20 de febrero.

Biden eleva sus apuestas con las vacunas y sugiere que EE.UU. vacunará a 1,5 millones de personas por día

A diferencia de algunos modelos individuales, el pronóstico de conjunto de los CDC solo ofrece proyecciones para unas pocas semanas siguientes. El pronóstico anterior, publicado el 20 de enero, proyectaba hasta 508.000 muertes por coronavirus para el 13 de febrero.

Al menos 425.406 personas ya han muerto de covid-19 en EE.UU., según datos compilados por la Universidad Johns Hopkins.

Además, una parte de la sesión informativa enfatizó que la distribución equitativa de atención médica y vacunas es clave para el plan nacional de coronavirus del gobierno. Una prioridad en medio de una investigación reciente que demostró que las comunidades negras y latinas no son vacunadas en proporción al porcentaje de la población que representan.

«La equidad es absolutamente un componente fundamental de nuestro plan nacional», dijo en la sesión informativa virtual la Dra. Marcella Nunez-Smith, presidenta del grupo de trabajo de equidad en salud de covid-19.

Dijo que además del «imperativo moral» para garantizar que los más afectados por la pandemia puedan mantenerse a salvo, EE.UU. «no puede vencer este virus sin asegurarse de que estamos ejecutando un plan que funcione para todas las comunidades».

Jason Hoffman y Kate Sullivan, los dos de CNN, contribuyeron a este informe.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up