Un médico judío que trató a un paciente con tatuajes nazis dice que la pandemia puso a prueba su compasión

(CNN) — El Dr. Taylor Nichols se ha enfrentado al odio en la sala de emergencias antes. Ha tratado a pacientes racistas y en cada ocasión el médico judío se ha sumergido en su pozo de compasión para hacer su trabajo.

Hasta que ver a un posible paciente de covid-19 desafió la forma en que hace su trabajo.

La piel del paciente estaba cubierta de tatuajes nazis, incluida una gran esvástica en su pecho. Cuando llegó en la ambulancia, gravemente enfermo, el paciente le pidió a Nichols que no lo dejara morir.

Nichols y su equipo, en el que había una enfermera negra y un terapeuta respiratorio asiático, se prepararon para intubarlo. Esta es una acción de riesgo alto durante la pandemia de covid-19, porque puede exponer a los trabajadores de la salud a gotitas infecciosas. Y cuando se preguntó si el hombre con tatuajes nazis se hubiera preocupado por su vida si los papeles estuvieran invertidos, vaciló.

MIRA:Pareja casada durante 47 años murió de coronavirus con menos de 1 minuto de diferencia

«La pandemia me ha agotado y mi mantra no está teniendo el mismo impacto en este momento», tuiteó Nichols a principios de esta semana. «Todo este tiempo luchando contra el viento en contra, gladiadores en la fosa. Y me doy cuenta de que tal vez no estoy bien», agregó.

La compasión y el compromiso con los pacientes que Nichols necesita para hacer su trabajo ha disminuido durante la pandemia, le dijo a John Berman de CNN el viernes en «New Day».

Si bien dijo que está agradecido por haber recibido ese llamado de atención, está preocupado por la salud mental de sus compañeros de trabajo de primera línea que tal vez no se hayan enfrentado a su propio estrés inducido por la pandemia.

«Me sorprendió el impacto que esto tuvo en mí, que nunca antes había enfrentado ese tipo de vacilación en mi carrera», le dijo este a CNN.

Trabajar en uno de los estados más afectados por la pandemia en EE.UU.

Previamente, cuando habían surgido dilemas éticos con pacientes, Nichols dijo que se reservaba el juicio y se concentraba en tratarlos de la mejor manera que pudiera.

«Con este paciente, realmente no tuve la oportunidad de hablar con ellos», dijo. «Me quedé solo con el impacto que ese símbolo tuvo en mí. Es un símbolo de odio. Me desafió un poco», explicó Nichols.

Dijo que reaccionó con ambivalencia en parte debido al estrés de la pandemia, que ha ejercido una inmensa presión sobre los trabajadores de la salud y las instalaciones médicas. La escasez de elementos de protección personal y la baja capacidad de la UCI han hecho que el desafío de mantener seguros a los pacientes, y a ellos mismos, sea aún más difícil para médicos como Nichols.

Orden regional de permanecer en casa en California 1:21

Nichols trabaja en California, que es el estado del país con más casos de covid-19: casi 1,29 millones de contagios. Parte de lo que hace que su trabajo sea extremadamente difícil, dijo, es el hecho de que las vacunas estén casi listas para la primera ronda de distribución. Cada muerte y cada enfermedad entre este momento y la distribución generalizada de las vacunas es «mucho más desgarradora», dijo.

MIRA: ¿Cómo se pudo crear una vacuna contra el covid-19 en solo 8 meses?

Aunque su interacción con el paciente lo sacudió, Nichols dijo que está comprometido a brindar la mejor atención a cualquier paciente que la necesite. Su pozo de compasión no se ha secado. Pero espera que otros trabajadores de la salud examinen el estrés extremo al que han estado sometidos desde que comenzó la pandemia en marzo, como lo ha hecho él.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up