Los aliados más cercanos de Estados Unidos reconocen la victoria de Biden

Washington (CNN) — Los aliados más cercanos de Estados Unidos están llamando para felicitar al presidente electo Joe Biden aun cuando el presidente Donald Trump se niega a conceder las elecciones presidenciales.

Biden habló el martes con el presidente de Francia, Emmanuel Macron; la canciller de Alemania, Angela Merkel; el taoiseach (primer ministro) de Irlanda, Micheál Martin, y el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, según el equipo de transición de Biden. El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, dijo el lunes que había llamado a Biden para felicitarlo por su victoria.

Trump aún tiene que conceder públicamente y continúa haciendo afirmaciones infundadas de manipulación y fraude electoral. El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, y otros líderes republicanos en el Congreso están siguiendo el ejemplo del presidente y no han reconocido a Biden como el ganador.

Biden dijo el martes que cree que la negativa de Trump a ceder es una «vergüenza» y perjudica el legado del presidente.

«Sé por mis discusiones con líderes extranjeros hasta ahora que tienen la esperanza de que las instituciones democráticas de Estados Unidos sean vistas una vez más como fuertes y duraderas», dijo Biden. «Pero creo que, al final del día, todo se hará realidad el 20 de enero, y entre ahora y entonces, mi esperanza y expectativa es que el pueblo estadounidense sepa y entienda que ha habido una transición».

Transición complicada

La negativa del presidente a aceptar su derrota ha estancado los pasos necesarios para la transición del gobierno a Biden. Sin una transición formal en marcha, los líderes extranjeros han llamado a exdiplomáticos de Obama para obtener la información de contacto del equipo de Biden con el fin de llamarlo y felicitarlo. Esto en lugar de usar los canales del Departamento de Estado, según funcionarios diplomáticos familiarizados con cómo los gobiernos extranjeros abordan una nueva administración.

El máximo diplomático de Trump, el secretario de Estado, Mike Pompeo, se negó el martes a aceptar la victoria de Biden y dijo que habría «una transición sin problemas a una segunda administración de Trump». Pompeo viajará a Medio Oriente y se reunirá con varios líderes que ya felicitaron a Biden y lo reconocieron como el presidente electo.

LEE: ANÁLISIS | Trump deja ver que la transición será tan turbulenta como su presidencia

En una clara desviación de la política exterior y la cosmovisión aislacionista de Trump, las llamadas de Biden con los líderes extranjeros se centraron en fortalecer los lazos en el extranjero y abordar los desafíos globales, incluida la pandemia del coronavirus y la crisis climática, con la ayuda de aliados. Todas sus llamadas del martes a líderes extranjeros mencionaron la pandemia, la crisis climática global y la recuperación económica global, según la información dada por el equipo de transición de Biden.

Biden y Macron

El presidente electo le dijo a Macron que quería revitalizar las relaciones bilaterales y transatlánticas, incluso a través de la OTAN y la Unión Europea. Hablaron sobre los derechos humanos y la construcción de la seguridad sanitaria mundial. Y Biden expresó su disposición a trabajar para abordar la seguridad y el desarrollo en África, los conflictos en Ucrania y Siria y el programa nuclear de Irán.

Macron tuiteó una foto de lo que parece ser él mismo hablando por teléfono con Biden y escribió: «Tendremos mucho que hacer juntos para promover prioridades compartidas –clima, salud global, seguridad internacional– y acción multilateral efectiva».

Fortalecer lazos con Alemania

Biden también le dijo a Merkel que esperaba fortalecer los lazos entre Estados Unidos y Alemania. Y expresó que agradecía la oportunidad de cooperar en una agenda compartida con la UE.

Hablaron sobre los desafíos globales de contener la pandemia, impulsar una recuperación económica global y abordar la crisis climática.

Acuerdo del Viernes Santo

En su llamada con Martin, Biden reafirmó su apoyo al Acuerdo del Viernes Santo. Este puso fin a décadas de violencia sectaria mortal en Irlanda y al proceso de paz en Irlanda del Norte.

Martin tuiteó que tuvo una «llamada cálida y simpática» con Biden. Elogió al presidente electo y dijo que «aporta un conocimiento y una comprensión tremendos a su nuevo cargo, y que tiene un gran amor por su herencia irlandesa».

Dijo que habían hablado sobre la importancia del acuerdo climático de París y la Organización Mundial de la Salud, de los cuales Trump había anunciado que Estados Unidos se retiraba. Invitó a Biden y la futura primera dama, Jill Biden, a Irlanda para «marcar adecuadamente su éxito».

LEE: ANÁLISIS | Bolsonaro, AMLO, Putin, Xi y otros líderes que aún no felicitan a Biden: su silencio lo dice todo

Llamada con Johnson

Biden y Johnson hablaron durante unos 25 minutos, y alguien con conocimiento de la llamada la describió como amistosa.

Biden le dijo a Johnson que espera trabajar en estrecha colaboración en los desafíos globales. El Reino Unido se prepara para albergar el G-7 de 2021 y la Conferencia de Cambio Climático de la ONU.

Hablaron sobre la pandemia y la seguridad sanitaria global, persiguiendo una recuperación económica sostenible, combatiendo el cambio climático y fortaleciendo la democracia, entre otros temas. Biden expresó su interés en comparar las prioridades compartidas con el Reino Unido, la OTAN y la UE.

Macron tuiteó que él y Biden habían hablado sobre trabajar juntos en una serie de temas, incluida la crisis climática, la pandemia, el comercio, la energía, la OTAN, el racismo y la detención en China del exdiplomático canadiense Michael Kovrig y el consultor canadiense Michael Spavor.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up