Inglaterra se confina e Italia pone regiones en alerta roja mientras las muertes por covid-19 aumentan un 43% en Europa

Londres (CNN) — Inglaterra ha vuelto a entrar en un confinamiento nacional, siguiendo a otras naciones en Europa que han tomado medidas drásticas para contrarrestar un aumento en los casos y muertes por covid-19 en todo el continente.

Las restricciones, que entraron en vigor a la medianoche del jueves, obligan el cierre de los restaurantes, bares y negocios no esenciales hasta el 2 de diciembre.

El confinamiento de Inglaterra se produjo días después de que se promulgaran medidas similares en Francia y Alemania, y antes de que varias regiones italianas se convirtieran en «zonas rojas» el viernes.

Reino Unido

En una declaración antes de la votación parlamentaria del miércoles que allanó el camino para el nuevo confinamiento, el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, dijo que había sido «confrontado» con datos que proyectaban que el Servicio Nacional de Salud (NHS) del Reino Unido podría «colapsar» ante el aumento de la demanda debido al covid-19.

Johnson dijo que las muertes en la segunda ola de la pandemia podrían exceder potencialmente a las registradas en la primavera, con el número de pacientes con coronavirus en algunos hospitales «ya más alto que en el pico de la primera ola».

«Y cuando miro lo que está sucediendo ahora entre algunos de nuestros amigos continentales, y veo que a los médicos que dieron positivo en la prueba se les ordena, por desgracia, que trabajen en las salas de covid, y a los pacientes se les traslada en avión a hospitales en algunos otros países simplemente para hacer espacio, sólo puedo llegar a una conclusión: no estoy preparado para correr el riesgo con las vidas del pueblo británico», dijo Johnson.

El Reino Unido informó el miércoles su segundo mayor aumento diario de casos con 25.177 nuevas infecciones registradas en 24 horas. Hubo 492 muertes más, según datos del gobierno, y el número de pacientes hospitalizados con covid-19 aumentó a 12.320.

Se produjo después de que Europa registrara un aumento del 22% en los nuevos casos de coronavirus y un aumento del 43% en las muertes en los siete días hasta el martes, en comparación con la semana anterior, según la Organización Mundial de la Salud.

Francia

Italia, Francia y el Reino Unido notificaron el mayor número de casos nuevos en ese tiempo, aunque Andorra, la República Checa y Bélgica notificaron la mayor incidencia por población.

«Francia representó el tercer número más alto de casos nuevos a nivel mundial, con más de 275.000 casos reportados la semana pasada… eso es un aumento del 27% con respecto a la semana anterior», dijo la OMS.

Si bien los casos en Francia aumentaron en línea con gran parte de Europa a partir de agosto, el país experimentó un aumento significativo de infecciones en octubre. Y el número de pacientes con covid-19 en unidades de cuidados intensivos estaba «aumentando rápidamente», según el informe.

El país reportó 854 muertes relacionadas con covid-19 en 24 horas el martes, un promedio de una persona que muere cada 1 minuto 41 segundos, y el recuento diario más alto del país desde el 15 de abril, según datos publicados por la Autoridad Sanitaria francesa.

LEE: Europa probó un bisturí en la segunda ola de coronavirus; ahora vuelve al mazo

Bélgica

La segunda ola de la pandemia de covid-19 ya está poniendo a los hospitales en varios países europeos bajo una gran presión.

Las unidades de cuidados intensivos en la capital belga, Bruselas, alcanzaron su capacidad máxima el lunes. Y se ha enviado personal militar a una nueva unidad de emergencia para ayudar a aliviar la congestión en los hospitales de la región de Lieja.

Un récord de 877 pacientes con covid-19 han sido admitidos en hospitales belgas en las últimas 24 horas, según la autoridad sanitaria nacional Sciensano. El mayor número de admisiones en la primera ola de la pandemia fue de 629, el 28 de marzo.

Suiza

Suiza también ha desplegado su ejército para ayudar a gestionar un número creciente de hospitalizaciones por covid-19, dijo el miércoles el gobierno suizo.

El gobierno dijo que 2.500 soldados estarían disponibles para ayudar a los hospitales a tratar o transportar a pacientes con coronavirus en áreas donde los recursos locales se han «agotado».

Suiza y Liechtenstein registraron 10.073 nuevos casos diarios de covid-19, 247 hospitalizaciones y 73 nuevas muertes el miércoles.

Italia

El gobierno de Italia, que advirtió que podría quedarse sin camas de cuidados intensivos a fines de noviembre, aprobó medidas que incluyen un toque de queda de 10 p.m. a 5 a.m. y un nuevo sistema de restricciones regionales de «semáforo».

El transporte público viajará al 50% de su capacidad, los museos cerrarán, todos los estudiantes de 6 años o más deben usar máscaras y los restaurantes y bares deben cerrar a las 6 p.m.

En las «zonas naranjas», las personas no podrán salir de la región excepto por motivos laborales o de salud y los bares y restaurantes cierran, excepto para la entrega a domicilio y para llevar. En las «zonas rojas», no se permitirá que la gente salga de su ciudad y se cerrarán todas las tiendas que no sean esenciales. Las nuevas reglas estarán en vigor desde el jueves hasta el 3 de diciembre.

Las regiones de Calabria, Lombardía, Piamonte y Valle de Aosta se convertirán en «zonas rojas» a partir del viernes, anunció el miércoles el primer ministro de Italia, Giuseppe Conte. La región de Puglia y la isla de Sicilia se convertirán en «zonas naranjas».

Polonia

El primer ministro de Polonia, Mateusz Morawiecki, anunció nuevas restricciones a partir del sábado, incluido el aprendizaje a distancia para niños más pequeños, el cierre de instituciones culturales, la reducción de la capacidad de las tiendas y la apertura de hoteles solo para viajes de negocios.

«Un paso más allá de las medidas que estamos anunciando hoy es sólo una cuarentena nacional, es decir, un confinamiento total», dijo Morawiecki.

Polonia registró un aumento récord de casi 25.000 infecciones por coronavirus y 373 muertes el miércoles.

Austria

Austria registró 6.211 nuevas infecciones por covid-19 el miércoles, la primera vez que el recuento diario supera las 6.000, según el Ministerio del Interior. Se produjo un día después de que el país entrara en su segundo cierre nacional, con las instalaciones de ocio y cultura cerradas y un toque de queda de 8 p.m. a 6 a.m.

Austria ha reportado 125.792 casos de coronavirus en total y 1.277 muertes, según el Ministerio de Salud.

Departamento de vestuario en un supermercado en Bordeaux.

Grecia

Se espera que el primer ministro de Grecia anuncie más restricciones el jueves después de que el país registrara un récord de 2.646 casos diarios de covid-19, según la Organización Nacional de Salud Pública del país, lo que eleva el total a 46.892 casos. Hubo otras 18 muertes, para un total de 673.

Los medios de comunicación griegos sugieren que se está considerando un confinamiento nacional. El portavoz del gobierno, Stelios Petsas, dijo a principios de esta semana que no se podía descartar, a juzgar por la situación en Europa.

Hungría

Hungría ha informado de un nuevo récord diario, con 4.219 casos y 90 muertes registradas en las últimas 24 horas.

El primer ministro Viktor Orban dijo en un video de Facebook el martes que el país vuelve a ordenar su estado de emergencia. Esto permite al gobierno gobernar por decreto durante 90 días a partir de la medianoche. Implicará un toque de queda de la medianoche a las 5 a.m., el uso de máscaras y el cierre de los clubes nocturnos.

Advirtió que los hospitales podrían agotar su capacidad a mediados de diciembre si continúa la tendencia actual.

Suecia

Incluso Suecia está endureciendo las restricciones. El primer ministro Stefan Löfven anunció en su página de Facebook que no más de ocho personas podrían compartir mesas en restaurantes o bares.

También está aplicando medidas en más regiones, lo que significa que «siete de cada diez suecos están cubiertos por las recomendaciones más estrictas».

Las medidas incluyen pedirle a la gente que evite el contacto físico, los ambientes interiores ocupados y las reuniones. Se anima a los empleados a trabajar desde casa siempre que sea posible.

«Es importante que todos comprendan la seriedad ahora. Ninguno de nosotros ha olvidado cómo fue la primavera», dijo Löfven.

Simon Cullen, James Frater, Sharon Braithwaite, Nina Avramova, Amy Cassidy, Antonia Mortensen, Chris Liakos, Mick Krever, Livia Borghese, Henrik Pettersson, Delia Gallagher y Duarte Mendonca de CNN contribuyeron con el reportaje.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up