Casi 4 millones de empleos en EE.UU. han desaparecido para siempre

(CNN Business) — Hay una evidencia creciente de que la pandemia está dando un golpe duradero a la economía de Estados Unidos, donde millones de empleos desaparecieron para siempre.

El número de desempleados clasificados como personas que perdieron de manera permanente sus antiguos trabajos aumentó en 345.000 en septiembre. La cifra alcanzó un máximo en siete años de 3,8 millones, según los números ajustados estacionalmente de la Oficina de Estadísticas Laborales.

Eso significa que lo que muchos esperaban inicialmente que fueran licencias o pérdidas de empleos temporales se está volviendo permanente a medida que las empresas cierran y reducen los costos. Esta medida del mercado laboral supervisada de cerca se ha triplicado desde que cayó a un mínimo en 19 años en febrero. Este mínimo sucedió justo antes de que estallara la pandemia en Estados Unidos.

El aumento de estadounidenses permanentemente desempleados proporciona una clara evidencia de los efectos de la crisis de salud que dejarán cicatrices.

«Es una señal de mal agüero», dijo Austan Goolsbee, exasesor económico del presidente Obama, a CNN Business en un correo electrónico.

Cuando los estadounidenses son despedidos, el Departamento de Trabajo clasifica a algunos como en despido temporal. Los despidos clasificados como permanentes son los de personas que acaban de completar un trabajo temporal o han perdido su puesto definitivamente, lo que significa que el trabajo no volverá.

El porcentaje de estadounidenses desempleados clasificados como desempleados permanentes aumentó al 35,6% en septiembre frente al 11,1% de abril.

«Es muy preocupante, no solo para estas personas, sino por lo que dice sobre la recuperación», dijo Gus Faucher, economista jefe de PNC.

Aumentan los despidos en Disney, Goldman Sachs y aerolíneas

46 millones de empleos en la aviación están en riesgo 0:41

La buena noticia es que Estados Unidos ha recuperado rápidamente más de la mitad de los empleos perdidos durante la pandemia. Otros 661.000 puestos de trabajo se agregaron en septiembre, a medida que se reabrieron más negocios y se levantaron las restricciones de salud, informó el Gobierno el viernes.

La mala noticia es que la recuperación del mercado laboral está perdiendo impulso, ya que los empleos que se podían recuperar más fácilmente volvieron con la reapertura inicial de la economía.

«La parte fácil de la recuperación del mercado laboral ya quedó atrás en gran medida», escribió Brian Coulton, economista jefe de Fitch Ratings, en una nota el viernes.

Y solo en las últimas semanas, grandes compañías como Disney, el gigante de seguros AllState y Raytheon Technologies anunciaron miles de despidos. Goldman Sachs también recortará cientos de puestos de trabajo después de haber detenido previamente los despidos durante la pandemia.

El jueves fue quizás el peor día de despidos en la historia de la aviación. Luego de no conseguir más ayuda federal, American Airlines y United Airlines anunciaron planes para eliminar un total de 32.000 puestos de trabajo.

«Es probable que las cicatrices económicas se hagan más evidentes en el cuarto trimestre a medida que más empresas finalmente comiencen a tirar la toalla, con informes de cierres y recortes de empleos», escribió Seema Shah, estratega jefe de Principal Global Investors, en una nota a los clientes el viernes.

La recuperación podría llevar años

Culpan al Congreso por desaceleración económica 1:00

Goolsbee, ahora profesor de la Escuela de Negocios Booth de la Universidad de Chicago, dijo que el creciente número de estadounidenses desempleados de forma permanente pinta un panorama preocupante sobre la recuperación.

«Si estamos en camino de recuperarnos solo dos tercios», escribió Goolsbee, «y luego millones de empresas se hunden y los trabajos se pierden para siempre allí, pasaremos años tratando de volver al camino en el que estábamos antes».

Y esas pérdidas de empleos permanentes repercutirán en la economía. Las personas sin trabajo podrían dejar de gastar. Corren el riesgo de retrasarse en los pagos del automóvil, las facturas de las tarjetas de crédito y los pagos de la hipoteca.

Falta de un estímulo federal adicional

Esos riesgos se magnifican por el hecho de que el Congreso hasta ahora no ha proporcionado un estímulo fiscal adicional, a pesar de que la economía estadounidense lo pide a gritos.

«Los generosos subsidios y seguros de desempleo han ayudado a mantener baja la morosidad de los préstamos», escribió Shah de Principal. Sin embargo, «con la pérdida permanente de empleos que aumenta claramente y aún sin señales de un paquete de estímulo fiscal adicional, las dificultades se harán más generalizadas y evidentes», explicó.

La esperanza es que aquellos que ahora están clasificados como desempleados permanentes eventualmente sean contratados en otro lugar. Aunque algunos restaurantes, minoristas y pequeños negocios han cerrado, cada día se abren nuevas empresas.

Pero hay un factor de tiempo en juego porque la duración del desempleo afecta las posibilidades de ser recontratado.

«Cuanto más tiempo estás fuera del mercado laboral», dijo Faucher de PNC, «más difícil se vuelve encontrar uno nuevo».

¿Has perdido recientemente un trabajo porque tu empleador cerró o redujo su plantilla? ¿Has tenido un despido temporal o uno que se convirtió en permanente? Si deseas compartir tu historia, escribe al reportero Chris Isidore a chris.isidore@turner.com.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up