Las apps para dejar de fumar que ayudan a reconocer los factores del antojo funcionan mejor, según un nuevo estudio

(CNN) — Si estás tratando de dejar de fumar, podría ser útil que reconozcas y aceptes tus antojos en lugar de evitarlos.

Y descargar una aplicación para teléfonos inteligentes que adopta ese enfoque podría aumentar tus probabilidades de éxito, según un estudio publicado el lunes en JAMA Internal Medicine.

«El problema es que cuando intentas evitar lo que sientes y lo que piensas, paradójicamente creas más de lo que intentas evitar», dijo Jonathan Bricker, autor principal del nuevo estudio y profesor. en el programa de prevención del cáncer del Centro de Investigación de Cáncer Fred Hutchinson en Seattle.

Ese enfoque hacia el cambio de comportamiento podría ser beneficioso para más de uno de cada 10 estadounidenses que fuman.

LEE: La industria del tabaco se está aprovechando de la pandemia mundial, dice la OMS

Sin embargo, una deficiencia de este enfoque tecnológico es que requiere que las personas que intentan dejar de fumar tengan un teléfono inteligente y una línea telefónica que funcione, según el Dr. Panagis Galiatsatos, profesor asistente de Medicina en la Escuela de Medicina Johns Hopkins en Baltimore y vocero voluntario de la Asociación Estadounidense del Pulmón. Él no estuvo involucrado en el estudio.

«Necesito que los médicos de atención primaria estén al tanto de que este tipo de producto está disponible», dijo. Sin embargo, «esto debería ser como un complemento (a la atención médica), no como un reemplazo», explicó.

La mayoría de sus pacientes son negros, señaló, y el promedio de ingresos anuales de las personas en su comunidad es de unos US$ 15.000. Galiatsatos dirige el Centro de Tratamiento de Tabaco en el Centro Médico Bayview de Johns Hopkins.

Aunque fumar tabaco ha caído a mínimos históricos, 34 millones de estadounidenses todavía fuman, de acuerdo con Dejar de fumar: un reporte del director de Sanidad, que se publicó a principios de este año.

Probar la eficacia de las ‘apps’

Más allá de probar que un plan basado en la aceptación podría ayudar a las personas a dejar de fumar a más largo plazo, Bricker y su equipo querían demostrar que seguir tu progreso en una aplicación digital es útil. Se han descargado unas 490 aplicaciones para dejar de fumar hasta 33 millones de veces, según datos de SensorTower.com.

Sin embargo, los datos sobre qué tan eficientes son las aplicaciones son limitados. Por eso, Bricker y su equipo analizaron más a fondo el tema.

Los investigadores desarrollaron un ensayo clínico aleatorizado en el que comparaban a fumadores que usaban dos diferentes aplicaciones diseñadas para ayudar a las personas a romper el hábito.

La aplicación que ayudó a las personas a aceptar los antojos, en lugar de evitarlos, fue un 50% más efectiva, encontraron los investigadores.

Enfrentar los factores desencadenantes

El equipo del estudio inscribió a 2.415 fumadores adultos de cigarrillos, dividiéndolos en dos grupos. En la primera cohorte, los participantes utilizaron iCanQuit, una aplicación que desarrollaron los investigadores, basada en la terapia de aceptación y compromiso, que enseña la aceptación de los factores desencadenantes del tabaquismo. El objetivo de ese enfoque es dejar de fumar apelando a los valores propios y alentar al usuario a permitir que pase el impulso de fumar sin actuar sobre él.

En el segundo grupo, los fumadores utilizaron QuitGuide del Instituto Nacional del Cáncer (NCI, por sus siglas en inglés). Esta es una aplicación diseñada para ayudar a las personas a dejar el cigarrillo evitando los factores desencadenantes que llevan a las personas a fumar. La aplicación del NCI se basa en las Directrices de práctica clínica de Estados Unidos para dejar de fumar, que motivan a las personas a dejar de hacerlo a partir de la lógica y la razón.

Los investigadores hicieron un seguimiento de los participantes varias veces entre mayo de 2017 y septiembre de 2018.

LEE: Cualquier nivel de consumo de alcohol o tabaco en el embarazo podría afectar el desarrollo cerebral de tu bebé, dice estudio

Aquellos que usaron la aplicación iCanQuit tenían 1,49 veces más probabilidades de dejar de fumar en comparación con aquellos que usaron la aplicación QuitGuide.

Después de que los usuarios descargan la aplicación iCanQuit, fijan la fecha para la cual les gustaría dejar de fumar. Luego siguen la guía del entrenador virtual de la aplicación, que los ayuda a ser más conscientes de los factores estresantes personales específicos que desencadenan sus ansias de fumar.

Al aceptar la existencia de antojos en lugar de tratar de eliminarlos, la aplicación y su enfoque subyacente facilitan la lucha de tire y afloje que muchos tienen con su deseo de un cigarrillo.

«Sueltas la cuerda», dijo Bricker.

El equipo de Bricker concluyó que de cada 100.000 fumadores que comienzan con la aplicación iCanQuit, 28.000 dejarían de fumar con éxito.

«Esto eleva a las aplicaciones como una forma eficaz de dejar de fumar», dijo Bricker. «Hasta este momento, simplemente no había muchos datos sobre si las aplicaciones funcionaban», explicó.

Más de una forma de dejar de fumar

Videojuego para escapar del tabaquismo 1:04

Este nuevo estudio sobre aplicaciones para dejar de fumar se suma a la investigación existente sobre las formas de abandonar el hábito.

Y una forma exitosa de ayudar a las personas a dejar de fumar fue creando un incentivo financiero. Un estudio anterior publicado en el New England Journal of Medicine hizo que las personas depositaran US$ 150. Los participantes recibían ese dinero de vuelta, más US$ 650 más, si dejaban de fumar con éxito. Más de la mitad pudo dejar, siempre que también tuvieran acceso a consejos sobre cómo abandonar el cigarrillo junto con reemplazos de nicotina como chicles o un parche.

El amor también podría ser un poderoso impulsor, según un estudio de 2015 publicado en JAMA Internal Medicine. La mitad de los hombres y mujeres del estudio pudieron dejar de fumar si su pareja lo hacía con ellos. Por otro lado, solo el 8% de los intentos de abandono de los hombres tuvo éxito si su pareja no dejaba.

La terapia de reemplazo de la nicotina puede sumar de manera considerable a los esfuerzos para dejar de fumar. Esto incluye los inhaladores, los aerosoles nasales, las pastillas y el chicle, por ejemplo. Una revisión de 2018 de 150 pruebas diferentes de tales métodos mostró que estas terapias podrían mejorar la probabilidad de dejar de fumar entre un 50% y un 70%.

Los fumadores sin recursos

«Este estudio es aplicable para ayudar a las personas a dejar de fumar y ayudar a las personas a mantener la abstinencia», dijo Galiatsatos de Johns Hopkins. «Si quieres ayudar a las personas a dejar de fumar, no se trata de escribir una receta y dar el trabajo por terminado», explicó.

Galiatsatos elogió el estudio porque tiene una muestra de gran tamaño y utiliza un modelo de atención crónica. También por el tiempo prolongado que los investigadores monitorearon a los participantes para asegurarse de que realmente dejaran su hábito.

LEE: Fumar marihuana no es bueno para tu corazón, según un estudio

Galiatsatos, sin embargo, explicó que muchos de sus pacientes de bajos ingresos tienen problemas para usar servicios de línea telefónica para dejar de fumar. Esto sucede porque no tienen acceso a una línea confiable y consistente.

Al provenir de un estrato socioeconómico más bajo, muchos fumadores no tienen los recursos y el apoyo que hacen posible dejar de fumar por completo.

«Muchas de las poblaciones que fuman son las que tienen disparidades de salud», dijo.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up