Minoristas han cancelado el pago por riesgos de coronavirus a sus empleados. Y es un error

Análisis (CNN Business) –– En marzo, cuando los casos de coronavirus empezaron a multiplicarse y los gobernadores emitieron órdenes de confinamiento, los principales minoristas de Estados Unidos siguieron el ejemplo de una práctica utilizada por décadas en el Ejército.

Las compañías recurrieron a un concepto conocido como pago por riesgo, el cual recompensa a los empleados por realizar trabajos peligrosos. Amazon, que también es propietaria de Whole Foods, aumentó temporalmente su salario mínimo para los trabajadores por hora a 17 dólares, en comparación a los 15 dólares por hora de antes, e incrementó el pago de horas extras para los empleados de bodega. Kroger, Albertsons, Rite Aid, Stop & Shop y otros también subieron el sueldo mínimo para empleados por hora a 2 dólares.

LEE: OPINIÓN | Coronavirus: lo que los trabajadores de una planta de carne de Arkansas que conocí quieren que sepas

Ahora, mientras los casos de coronavirus se disparan en Estados Unidos y los empleados minoristas tienen la tarea de hacer cumplir que los clientes utilicen las máscaras faciales, los riesgos siguen siendo altos para los trabajadores.

Sin embargo, el pago por riesgo ha desaparecido en gran medida. Kroger y Rite Aid suspendieron los aumentos salariales en mayo. Mientras, Amazon y Albertsons terminaron con este beneficio en junio. Por su parte, Stop & Shop lo finalizó a principios de este mes.

La suspensión de estos incrementos salariales genera una pregunta. Las compañías pueden no tener incentivos para ofrecer un pago adicional debido a la oferta y la demanda actuales del mercado laboral. Pero, si el concepto de pago por riesgos es compensar a los empleados por el peligro adicional y justamente ese riesgo no ha desaparecido, ¿deberían hacerlo de todos modos?

“El peligro que enfrentan los trabajadores esenciales no ha disminuido. Cualquier trabajo en el que un empleado esté interactuando estrechamente con el público o con compañeros de trabajo durante un período prolongado eleva la posibilidad de contraer coronavirus”, explicó la economista AnnElizabeth Konkel.

Susan Hernández, empleada en Los Ángeles de Food 4 Less, propiedad de Kroger, dejó de recibir el pago por riesgo de 2 dólares la hora a mediados de mayo, pero su temor a contagiarse de coronavirus en su lugar de trabajo no ha terminado.

Covid-19: ¿deben supermercados cerrar para evitar contagios? 2:14

“Nosotros estamos ahí todos los días, lidiando con clientes que no cumplen con las medidas de seguridad, como usar máscaras”, relató.

Algunos clientes incluso han escupido al piso después de que les informaron que no podían entrar sin protección facial, añadió.

“Desde mi punto de vista, el pago por riesgos es un pequeño precio para lo que estamos enfrentando todos los días”, señaló Hernández. “Estamos arriesgando nuestras vidas”, completó.

Un representante de Kroger informó que la compañía ha invertido más de 830 millones de dólares desde marzo para recompensar a sus asociados con pagos de “apreciación” y bonos.

“Continuamos escuchando a nuestros asociados y tomamos medidas para garantizar su seguridad y bienestar. También seguimos ejecutando decenas de medidas de seguridad y brindamos apoyo a nuestros asociados” con beneficios adicionales como licencia de emergencia remunerado y apoyo para el cuidado de niños, indicó el portavoz.

A medida que los casos de coronavirus se disparan en Estados Unidos, los riesgos continúan siendo altos para los trabajadores.

Amazon, Rite Aid y Albertsons no respondieron a la solicitud de comentarios sobre sus decisiones de terminar con los aumentos por pago de riesgos.

Un portavoz de Stop & Shop sostuvo: “El propósito de este pago adicional temporal era reconocer a nuestros asociados por su duro trabajo durante un aumento sin precedentes en la demanda y el tráfico de clientes. A medida que los estados siguen reabriendo, estamos regresando a los niveles anteriores de tráfico y demanda anteriores al covid-19”. La compañía indicó que continúa tomando “medidas importantes” para mantener a los empleados seguros y que ofrece una “política de licencia flexible” y de licencia por enfermedad remunerada adicional.

Cómo se originó el pago por riesgo

El pago por riesgos “se originó en el Ejército durante la Segunda Guerra Mundial, cuando soldados, reporteros y artistas recibieron una compensación adicional por asignaciones en áreas devastadas por la guerra”, explicó Kate Bronfenbrenner, directora de investigación de educación laboral en la Escuela de Relaciones Industriales y Laborales de la Universidad de Cornell. Luego, “los empleadores retomaron la práctica en algún momento después de la guerra, y ofrecieron a sus empleados un pago adicional para reclutar en trabajos peligrosos, desagradables o físicamente exigentes”, añadió.

En esta pandemia de coronavirus fue la primera vez que los supermercados implementaron el pago por riesgos, según Bronfenbrenner.

Denuncias por la situación sanitaria del personal médico 9:04

Las compañías explicaron que ofrecieron el pago por riesgos durante las primeras etapas de la pandemia para recompensar a los empleados en la primera línea. Economistas y expertos laborales indicaron que las empresas además tenían un incentivo adicional: querían que los trabajadores siguieran presentándose para poder mantener las operaciones funcionando sin problemas.

Los empleadores “deben proporcionar el pago por riesgo si no pueden contratar empleados que trabajen a una tarifa regular”, dijo Nicole Hallett, profesora asociada de derecho en la Facultad de Derecho de la Universidad de Chicago, quien estudia inmigración y derecho laboral.

Ahora bien, no existía una fórmula para calcular el pago por riesgos, indicó Suresh Naidu, profesor de economía y asuntos internacionales y públicos de la Universidad de Columbia. Los empleadores lo inventaron “con base en lo que los trabajadores están dispuestos a aceptar sin renunciar”, comentó.

Sin embargo, a pesar del mayor riesgo que existe, gran parte de los trabajadores esenciales que enfrentan los principales peligros de exposición al coronavirus no están son compensados ​​a una tasa más alta. Una encuesta encargada por el Instituto de Política Económica, un centro de estudios de tendencia de izquierda, que fue publicada el mes pasado, encontró que solo el 30% de las personas que trabajan fuera de sus hogares recibieron un pago por riesgos.

MIRA: Este es el sitio más peligroso en un supermercado

Amazon, Kroger, Albertsons, Target y otros han entregado a sus empleados bonos en efectivo después de que se suspendió el pago por riesgos. Target también anunció que subiría su salario mínimo a 15 por hora, el cual está en 13 dólares la hora, al acelerar un plan que inicialmente estaba programado para finales de este año. Eso esencialmente hizo que fuera permanente el aumento de 2 dólares por hora que había otorgado a sus trabajadores en la pandemia.

Sin embargo, los sindicatos y los demócratas en el Congreso están presionando a los minoristas que ofrecieron el pago por riesgos en forma de aumentos salariales temporales para que esto se restituya, en lugar de los bonos en efectivo.

Los senadores Elizabeth Warren y Sherrod Brown, junto a los principales demócratas, enviaron una carta el pasado jueves dirigida a los presidentes ejecutivos de las 15 cadenas de supermercados principales, en la que pidieron restablecer el pago por riesgos para los trabajadores durante la pandemia.

Defensores y activistas laborales argumentan que existe una razón moral clara de que los trabajadores esenciales deberían obtener una compensación adicional. El sindicato United Food and Commercial Workers señaló que al menos 93 de sus miembros trabajadores de supermercados murieron de coronavirus, y publicó una encuesta de 4.000 miembros el viernes, la cual encontró que casi la mitad aseguró que tenía más preocupación por el coronavirus ahora que hace dos semanas.

EE.UU.:30 trabajadores de supermercados mueren por covid-19 0:42

“Terminar el pago por riesgos no tiene sentido”, manifestó el presidente de este sindicato, Marc Perrone. “Nuestros miembros y trabajadores de supermercados en todo el país continúan presentándose a trabajar durante esta pandemia, arriesgando su salud para servir a nuestras comunidades”, completó.

¿Por qué debería continuar el pago de riesgos?

El problema es que, si bien los trabajadores aún enfrentan riesgos, las empresas no tienen un incentivo en el mercado laboral actual para restablecer los aumentos salariales temporales. La tasa de desempleo en junio fue del 11,1%, muy por encima de los niveles previos a la pandemia.

“Si los empleadores no tienen que proporcionar el pago por riesgos, no lo harán. El hecho de que muchas compañías hayan suspendido sus políticas de pago por riesgos me dice que sienten que ya no es necesario atraer trabajadores”, analizó Nicole Hallett, profesora asociada de la Facultad de Derecho de la Universidad de Chicago, quien estudia derecho laboral.

La preocupación por los costos durante la pandemia también puede evitar que los empleadores aumenten los salarios. Las empresas han agregado personal e incrementado las medidas de limpieza en las tiendas, lo que se ha llevado una parte de sus ganancias.

LEE: Es hora de hablar más seriamente sobre el suministro de alimentos en medio de la crisis de covid-19

Es posible que algunos empleadores no puedan permitirse el lujo del pago por riesgos para sus trabajadores, dijo Konkel, economista de Indeed. “Para las empresas con márgenes delgados, será una decisión especialmente difícil”, indicó.

Sin embargo, algunos expertos laborales señalaron que, a largo plazo, a las empresas les interesa compensar a los empleados por el riesgo que corren ahora.

Los empleadores “pueden salirse con la suya en un contexto de desempleo del 11%”, pero resulta “injusto ahora y también destructivo a mediano plazo”, advirtió Lawrence Mishel, expresidente del Instituto de Política Económica. Los empleados deben ser “compensados ​​por el riesgo”. En última instancia, “el desempleo caerá y los mejores empleadores se expandirán”, agregó.

De hecho, un mercado laboral estrecho antes de la pandemia había llevado a los principales minoristas, incluidos Walmart y Amazon, a anunciar aumentos salariales.

En todo caso, eso debería ser un recordatorio de que la economía es cíclica.

“Si las empresas suspenden definitivamente las políticas de pago por riesgos ahora, pueden retener a los trabajadores a corto plazo porque los empleados no tienen otra opción”, dijo Hallett. “Pero cuando la economía mejore, los trabajadores pueden dejar ese empleo por cómo fueron tratados durante la pandemia. La rotación de personal es costosa para las empresas, y los trabajadores recordarán cómo son tratados ahora”, concluyó.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up