Inundaciones por aumento del nivel del mar costarían 14,2 billones de dólares a nuestros planeta, dice estudio

(CNN) –– Si el mundo no hace nada para mitigar el aumento del nivel del mar, las inundaciones en las costas serán tan extremas y destructivas que sus daños tendrían un valor de hasta el 20% del producto interno bruto mundial para el 2100, según una nueva investigación.

El estudio, publicado este jueves en la revista Science Reports, es el primero en mapear el impacto económico proyectado que tendría aumento del nivel del mar causado por la crisis climática.

Los autores aseguran que el aumento del nivel del mar podría costarle a la economía global 14,2 billones de dólares en activos perdidos o destruidos para finales de siglo, a medida que grandes áreas de tierra, que son el hogar de millones de personas, quedan inundadas.

LEE: El aumento del nivel del mar amenaza a millones de personas en las ciudades costeras alrededor del mundo

“Esto es sobre un escenario de emisiones de CO2 ‘normales’”, indicó Ebru Kirezci, de la Universidad de Melbourne, quien dirigió el estudio. El escenario de “emisiones normales” supone un aumento en las temperaturas globales promedio al extremo superior de las predicciones, si se permite que las emisiones globales continúen con su curso actual.

A medida que aumentan las temperaturas y el nivel del mar, la investigación calcula que hasta 287 millones de personas podrían estar expuestas a inundaciones costeras episódicas para el año 2100, una cifra muy superior al máximo de 171 millones en la actualidad. Más de un millón de kilómetros cuadrados de costa también podrían verse comprometidos, un área que equivale a casi el doble del tamaño de Francia.

Entre las áreas con mayor riesgo de inundaciones extensas se encuentran la costa noreste de Estados Unidos, el noroeste de Europa y grandes partes de Asia, incluyendo países alrededor del Golfo Bengala, Indonesia, China y el norte de Australia, según los autores.

Algunas de las áreas más vulnerables son regiones bastante pobladas, de baja altitud y de bajos ingresos que ya enfrentan devastadoras inundaciones cada año.

Los más afectados por el aumento del nivel del mar 1:10

Los investigadores detallaron que sus cifras no tuvieron en cuenta las defensas costeras o los aumentos proyectados en la economía o la población mundial para 2100. Sin embargo, señalaron que establecer una cifra en dólares sobre el peor de los escenarios podría incentivar el cambio de política antes de que sea demasiado tarde.

“Si quieres que los políticos presten atención, debes ponerlo en términos que les resuenen. Los términos que les resuenan son los impactos económicos”, sostuvo Ian Young, profesor Kernot de ingeniería en la Universidad de Melbourne y coautor del estudio.

Así podrían cambiar los niveles extremos del mar para 2100. El mapa muestra los niveles más altos del mar a nivel mundial modelados entre 1974-2014, en comparación a los niveles más altos proyectados para 2100.

Todo se trata de los extremos

En lugar de centrarse en el aumento promedio del nivel del mar, el estudio analiza las elevaciones durante las tormentas extremas de los últimos 30 años para modelar el área máxima que podría estar en riesgo de inundación.

Decidieron optar por este camino debido a que las inundaciones o la erosión de las playas tienen más probabilidades de ocurrir durante una tormenta, indicaron.

Los investigadores mapearon todos los eventos de inundaciones conocidas como “de 100 años” (es decir que tienen un 1% de probabilidad de ocurrir) en las costas del mundo, especialmente los referentes a marejadas ciclónicas e inundaciones destructivas que resultaron de tormentas y ciclones intensos. Combinando estos datos con proyecciones de aumentos del nivel del mar bajo diferentes escenarios de emisión de gases de efecto invernadero, los autores pudieron modelar los aumentos máximos en los niveles del mar.

“Estamos viendo los extremos”, dijo Young. “Poder modelar la marea, la marejada ciclónica, la formación de olas, el aumento del nivel del mar, los extremos que eso genera y hacerlo a escala global, eso es lo que hace único a este proyecto”, añadió.

Los niveles del mar están aumentando porque las emisiones de gases de efecto invernadero calientan los océanos y el planeta, lo que deriva en que se derritan los glaciares y las capas de hielo.
Si no se hace nada para reducir las emisiones de carbono, en el año 2100 las áreas vulnerables que están en riesgo de una inundación de 100 años experimentarán este fenómeno una vez cada década, encontraron los autores.

“Ya estamos viendo una mayor frecuencia en las marejadas ciclónicas y en los niveles extremos del mar”, apuntó Kirezci. “Los riesgos están aumentando y el cambio climático exacerba estos impactos”, insistió.

Para estimar el costo económico de más inundaciones grandes, los investigadores combinaron su modelo con datos topográficos para identificar las áreas en riesgo de inundaciones costeras, así como para mapearlas sobre datos de población y PIB en dichas regiones afectadas.

LEE: El nivel del mar aumentará más rápido de lo previsto para 2100, advierte nuevo informe de la ONU

“Nuestro principal objetivo con el estudio fue informar a los responsables de las decisiones y las políticas de todo el mundo para que podamos identificar los puntos críticos, las zonas más vulnerables, en las costas mundiales”, aseguró Kirezci.

Lo que esto significa para los países y las poblaciones vulnerables

Las inundaciones severas ya cuestan miles de millones de dólares cada año en daños, pues destruyen casas, edificios, tierras de cultivo e infraestructura vital como carreteras, tuberías y torres de alta tensión.

De hecho, las inundaciones son actualmente el desastre natural más común y costoso en Estados Unidos: han provocado daños a la propiedad por alrededor de 155.000 millones de dólares en la última década. El año pasado, muchas partes del medio oeste y del sur se vieron inundadas por aguas que perduraron durante meses y causaron daños de 6.200 millones de dólares y al menos cuatro muertes, según la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés).

Este año en Asia, millones de personas en India, Bangladesh, Nepal, China y Japón lidian con las peores inundaciones en décadas después de las incesantes lluvias monzónicas. En los estados de Assam y Bihar, en el oriente de India, el avance del agua inundó miles de aldeas, con un saldo de más de 100 personas muertas y casi 4 millones de afectados.

En China, las inundaciones devastadoras han impactado al menos a 38 millones de personas en 27 de las 31 regiones provinciales del país desde junio, y en algunos lugares los niveles de agua han alcanzado niveles peligrosos no vistos desde 1998, cuando las inundaciones masivas mataron a más de 3.000 personas.

El estudio de Kirezci sugiere que esos costos sociales y económicos solo empeorarán si se ignoran los llamados para construir más defensas contra inundaciones.

MIRA: Observaciones satelitales revelan que el nivel del mar sigue subiendo y a una velocidad acelerada

“Al igual que con muchos problemas ambientales, son los pobres los más afectados”, aseveró Young. “El verdadero desafío humanitario será lo que hagas. ¿Puedes realmente permitirte construir defensas costeras? ¿Tienes que reubicar poblaciones? ¿Cómo harías eso?”, completó.

Los científicos dicen que incluso si reducimos las emisiones de gases de efecto invernadero ahora, es inevitable cierto aumento en el nivel del mar.

“Independientemente de lo que hagamos con el cambio climático, esos aumentos del nivel del mar van a ocurrir”, advirtió Young.

Además de reducir las emisiones, los países deberían invertir en medidas de adaptación para protegerse contra futuras inundaciones, según los autores. Dichas acciones incluyen la construcción de defensas naturales como manglares y pastos marinos que absorben las olas y las marejadas a lo largo de las costas, así como la nutrición de la playa, donde las arenas se mueven para reforzar las playas y las dunas.

Como último recurso, indicaron los investigadores, es posible que poblaciones enteras tengan que ser alejadas de la costa, una decisión costosa y altamente disruptiva que podría causar grandes problemas humanitarios.

Kirezci sostuvo que las personas deberían ser conscientes del impacto de la crisis climática en el nivel del mar. “Necesitamos crear conciencia sobre las comunidades costeras, que residen en las zonas bajas”, enfatizó.

More from WTOP

Log in to your WTOP account for notifications and alerts customized for you.

Sign up